El comisario de de Asuntos Económicos y Financieros de la Unión Europea, Joaquín Almunia, afirmó hoy que la previsión de crecimiento que hará próximamente la Comisión Europea para España será "algo intermedio" entre el 2,7% sugerido por "los pesimistas" y el 3,3% previsto por "los optimistas", entre los que situó al Gobierno. Almunia, que participó hoy en el 'Foro de la Nueva Economía' en Valencia, valoró también la "impresionante" trayectoria en creación de empleo y la disminución de la tasa de paro hasta acercarla "prácticamente a la media europea", al igual que sucede con la renta per cápita. Además, el comisario señaló que España posee "unas cuentas públicas saneadas" gracias a los "esfuerzos de los gobiernos, de este y del anterior", precisó. No obstante, detectó algunos "riesgos y problemas" como el derivado de la "baja productividad" que, según dijo, eleva los costes laborales unitarios, aumenta la inflación en los sectores protegidos y deteriora la competitividad.