Alemania, Francia e Italia ganaron hoy los principales contratos, por valor de 1.000 millones de euros, para construir el sistema europeo de radionavegación por satélite Galileo, que aspira a competir con el estadounidense GPS. La empresa alemana OHB fabricará 14 de los 30 satélites, la francesa Arianespace será la responsable de lanzar 10 de los satélites y la italiana ThalesAleniaSpace se adjudicó los servicios de apoyo al sistema.