La apertura de negociaciones exclusivas por parte del Estado italiano para vender su parte de 49,9% del capital de Alitalia a Air France-KLM provocó numerosas críticas en el país.El ministro de Economía, Tommaso Padoa-Schioppa, respondió a estas críticas el domingo y reprochó a Air One y a Intesa Sanpaolo que no hubieran presentado una oferta de compra en julio
, cuando habrían sido los únicos en hacerlo, o de no haber preparado un proyecto más atractivo que el de Air France-KLM en diciembre.Air One presentó ante la justicia un recurso para recibir la autorización de presentar una contraoferta a la realizada por Air France-KLM.Pese a la crisis que atraviesa, el gobierno italiano del primer ministro en funciones Romano Prodi se pronunció sobre la oferta del grupo franco-holandés y el futuro de Alitalia. 'En una situación tan crítica y urgente, el gobierno tiene el deber de decidir en los plazos previstos. Limitarse a los asuntos corrientes no quiere decir aplazar las decisiones', declaró el ministro al diario Il Sole 24 Ore.Air France-KLM ha propuesto un intercambio de acciones de forma que la compañía italiana podrá entrar en el capital del holding que engloba Air France y KLM y una recapitalizacin de 750 millones de euros.