El gestor aeroportuario sigue como un tiro. Aena ganó en los nueves primeros meses del año 965,5 millones de euros, un 2,2% más que en el mismo período de 2016 cuando llegó a los 944,4 millones de euros. 

En ese momento, Aena contó con ingresos extraordinarios por las reversiones de provisiones por casos judiciales relacionados con la expropiación de terrenos del Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas, que ascendieron a 204,9 millones de euros antes de impuestos, por lo que sin este efecto los ingresos se disparían un 22,1%, según ha anunciado la compañía ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

En cuanto a los ingresos, la compañía semipública también ha presentado una evolución positiva del 7,2%, desde los 2.889,1 millones hasta 3.096,3 millones conseguidos a cierre del tercer trimestre. De ellos, destacan los ingresos comerciales (el 26,2% del total), que con 810,7 millones de euros crecen un 12,1%.

En este apartado cabe también citar la aportación a los ingresos de la actividad internacional, en la que el Aeropuerto de Luton contribuye con 158,3 millones de euros, según destaca la compañía en un comunicado.

El Ebitda (ganancias antes de intereses, impuestos, depreciaciones y amortizaciones) de la compañía que preside Jaime García-Legaz también ha sido positivo y ha aumentado un 10,8%, desde los 1.759 millones de 2016 a los 1.949 millones hasta el mes de septiembre. El margen de Ebitda se sitúa ahora en el 62,9%, desde los 60,9% a cierre del tercer trimestre de 2016.

El incremento de la generación de caja operativa de la compañía que alcanza los 1.823,3 millones de euros frente a los 1.699,1 millones del mismo periodo de 2016, un 7,3% más. 

La mejora de resultados de Aena ha hecho posible la reducción de la deuda hasta 7.195,9 millones de euros frente a los 8.228 millones de euros al cierre de 2016. De esta forma, el ratio de endeudamiento se reduce hasta 2,9 veces, frente a las 3,6 veces registrado en 2016. "Cabe recordar que este proceso de desapalancamiento se ha producido de forma gradual desde 2011 cuando este ratio se situó en 13,7 veces EBITDA", apunta la compañía.

El aumento del tráfico de pasajeros es una de las razones que apuntan a la evolución de los resultados financieros de Aena. En los nueve primeros meses de 2017, la cifra de pasajeros que pasaron por la red de aeropuertos españoles que gestiona Aena se situó en 193,4 millones de viajeros, un 8,3% más que en 2016. De ellos cabe destacar la importante contribución del tráfico internacional, que representa un 71%,4 del total. Incluyendo los datos del Aeropuerto de Luton (Reino Unido), la cifra de pasajeros de Aena asciende a 205,8 millones, un 8,4% más que en el mismo periodo de 2016.