ACS se ha adjudicado el concurso en régimen de concesión para la construcción y operación durante 25 años de la planta de tratamiento de aguas residuales de La Taboada, en Lima (Perú), cuyo importe de la inversión durante la fase inicial de construcción será superior a los 120 millones de dólares (unos 83,4 millones de euros), informó hoy la compañía.
La planta de La Taboada, la más grande de toda Sudamérica y una de las más grandes del mundo, tendrá una capacidad de tratamiento 14 metros cúbicos por segundo de aguas residuales de media y estará diseñada para tratar un caudal máximo en los picos de hasta 20,3 metros cúbicos por segundo.

ACS resultó la ganadora de un concurso internacional en el que se presentaron otros siete postores de varias nacionalidades. Los ingresos del proyecto durante los 25 años de concesión superarán los 1.200 millones de dólares (unos 834 millones de euros).

La compañía presidida por Florentino Pérez estimó que la planta, que estará culminada en 2012, beneficiará a más de 4,5 millones de habitantes de las ciudades de Lima y del Callao y que tratará cerca del 60% de todas las aguas residuales de los desagües de dichas ciudades, que actualmente son vertidas al río Rímac y a las playas próximas.

Con la obtención de este concurso ACS refuerza su posición en Perú, país en el que lleva trabajando desde hace más de quince años a través de su filial Cobra, la cual emplea a más de 4.000 trabajadores y factura por encima de los 60 millones de dólares anuales.