Los principales índices de Wall Street abren con subidas, intentando recuperar el tipo. El Nasdaq ataca de nuevo los 6.000 puntos, pero la cautela también reina entre los inversores, que esperan impacientes la rueda de prensa de esta tarde (19:30 h) en la que Trump dará posiblemente las directrices de la reforma fiscal. Mientras, en el mercado de divisas el euro se debilita tras las palabras de Draghi y el EURUSD cae a 1,087 unidades.

Esta tarde el Presidente de los EEUU, Donald Trump, dará una rueda de prensa en la que se espera que presente ante el mundo el paquete fiscal tan prometido. Raúl Alvaro, de iBroker, explica que “debido a las altas expectativas que se han creado, es un riesgo para el mercado que no cumpla con éstas”. Saldremos de dudas a las 19:30 horas aunque, entre tanto, el secretario del Tesoro norteamericano caldea el ambiente declarando que va a ser el mayor recorte impositivo y la mayor reforma fiscal en la historia del país. Por el contrario, este recorte fiscal podría aumentar el déficit.

Entre tanto, sigue avanzando la temporada de presentación de resultados empresariales. Entre las compañias que son noticia hoy por ello encotramos a Twitter, que sube un 0,57% hasta los 15,87 dólares tras comunicar que perdió 0,09 dólares por acción, reduciendo sus pérdidas frente a un año antes y mejorando la previsión. 

Boeing sube un 0,76% tras presentar unos resultados de beneficios por acción de nada menos que de 2,34 dólares, muy superiores a los 1,91 dólares esperados y subiendo desde los 1,83 dólares del año pasado. 

P&C se tiñe de rojo tras comunicar que resultados por debajo de lo previsto, tanto en beneficio, como en ventas. 

Texas Instruments cae ligeramente pese a mejorar perspectivas y resultados de un año antes y, es que, el precio del petróleo sigue dando quebraderos de cabeza a las petroleras tradionales por la estimación del Instituto API, que ofrece un ligero aumento de las reservas semanales de crudo.

Entre tanto, en el mercado de divisas el euro se debilita ligeramente tras una semana reforzado por el resultado de las elecciones francesas, gracias a que Mario Draghi ha desestimado toda opción de elevar tipos antes de que se alcancen los objetivos de inflación. El EURUSD cae una figura a 1,08.