Los futuros de los principales índices de la bolsa de Nueva York registran ganancias en la preapertura de una sesión en la que toda la atención se centra en la reunión de la Reserva Federal, después de que Wall Street cerrase la sesión de ayer con retrocesos que llevaron al Dow Jones a registrar su mayor caída en ocho meses.

Los futuros de Wall Street adelantan una apertura con ganancias después de que cerrase la sesión de ayer con pérdidas, entre las que destacó la del Dow Jones, la peor en ocho meses, al ceder un 1,37%, en medio de preocupaciones por la reciente subida en la rentabilidad del mercado de deuda, entre otros factores.

Así, el índice industrial perdió 362,59 puntos, hasta 26.076,89 enteros, mientras que el S&P 500 bajó un 1,09%, hasta 2.822,43 enteros, y el Nasdaq, un 0,86 %, hasta 7.402,48 unidades.

Hoy, los futuros del Dow Jones suben un 0,34%; los del S&P 500, un 0,31%, y los del Nasdaq, un 0,29%.

La atención en la sesión de hoy está centrada en la reunión de la Reserva Federal. Los analistas de Renta 4 no esperan cambios en los tipos de interés, así que habrá que estar pendiente del comunicado y si apunta a una subida de 25 puntos básicos en la siguiente reunión, que se celebrará el 21 de marzo, tal y como prevé el mercado, con una probabilidad cercana al 90%.

Por su parte, los analistas de Bankinter destacan que la próxima reunión será capitaneada por Jerome Powell. “Este año esperamos tres subidas por parte dela Fed que colocarían el tipo director en el rango 2,00%/2,25% en diciembre. El cambio de presidente no altera nuestro escenario”, añaden.

En el apartado macroeconómico, hoy en EEUU se conocerá el primer dato de empleo del mes de enero en Estados Unidos, con la encuesta ADP de empleo privado que podría mostrar una generación de 183.000 puestos de trabajo. Será el anticipo del informe oficial de empleo que conoceremos el viernes y en el que la atención estará, con un mercado laboral en pleno empleo, en vigilar si se intensifican las presiones salariales. Asimismo, se publicará el índice manufacturero de Chicago correspondiente al mes de enero.

El mercado estadounidense todavía digiere el discurso que ayer dio su presidente, Donald Trump, en el debate sobre el Estado de la Nación.  En términos de política comercial, el tono fue suave, evitando nombrar a países que contribuyen a su creciente déficit comercial y sin lanzar amenazas proteccionistas contra China o Europa. Respecto a su plan de infraestructuras, prometido en el momento de su elección, mantuvo el compromiso de nuevas inversiones en infraestructuras en torno a 1,5 billones de dólares para los próximos 10 años. “La ausencia de sorpresas en el discurso ha mantenido sin cambios la divisa (1,24 frente al euro) y las TIRes (10 años 2,71%).

Antes de la apertura de Wall Street el euro se cambia a 1,245 dólares.

Por otro lado, el Departamento del Tesoro publicó una lista de funcionarios y empresarios rusos considerados cercanos al presidente Vladimir Putin y susceptibles de ser sancionados por supuesta injerencia en las presidenciales estadounidenses.  

Y mientras tanto, continúa la presentación de resultados empresariales. Hoy será el turno de Qualcomm, Boeing, Facebook Inc, Paypal, Microsoft y Ebay.

Con 168 compañías del S&P 500 publicadas, el incremento del beneficio por acción es del 12,5%, 1,5 puntos más que lo inicialmente previsto por el mercado. De ellas, baten expectativas el 78%, se ha mantenido en línea el 8,9% y el restante 13,1% decepciona.

En la sesión de ayer, tras presentar sus resultados, las acciones de McDonald’s y Pfizer cayeron un 2,98% y un 3,13%, respectivamente.

También registró descensos Harley Davidson, en su caso del 8,1%, mientras que Electronic Arts, avanzó un 0,89%, en ambos casos también tras presentar sus cuentas.

Otro de los grandes descensos de la sesión fue el de UnitedHealth, que se dejó un 4,4%, después de conocerse  que Amazon, Berkshire Hathaway y JP Morgan podrían aliarse para lanza una compañía conjunta que opere en el sector de seguros de salud.