El analista de MarketWatch ha mostrado una lista en la que muestra cuáles son los valores que peor están viviendo esta última semana en el índice de referencia de Estados Unidos.
Aunque se piensa demasiado en pocas ocasiones miramos cuáles son las acciones de la renta variable estadounidense que durante lo que va de año han estado arrastrándose sustancialmente. En esta línea, Philip Van Doorn, analista para MarketWatch, destaca los nombres que hasta la fecha, y desde hace siete días, han tenido un peor comportamiento y que podrían proseguir esa tendencia.

“La primera de todas es Genworth Financial”, dice el experto. “La compañía con sede en Virginia ha mostrado un descenso del 20% desde hace una semana”, escribe. “La aseguradora presentó ganancias del segundo trimestre 176 millones de dólares, o 35 centavos por acción, desde los 28 centavos por título de un año atrás”, añade.

Así pues, la empresa también anunció que estaba "llevando a cabo una revisión completa de sus reservas de reclamación de seguro de cuidado a largo plazo", después de que muchos inversores habían solicitado “información adicional”. Habrá que ver cómo se mueve en los próximos meses.

Goodyear Tire & Rubber, es otra de los valores que Van Doorn selecciona del S&P 500 en relación a haber mostrado unas caídas fuertes en las últimas sesiones y que podrían ser aún más acuciadas. “Hasta un 12% de descensos ha sufrido en los últimos 7 días de cotización, después de presentar una caída del 5% en las ventas del segundo trimestre”. Eso, podría llevarle a continuar esa tendencia.

El experto sitúa dentro de estas acciones a L-3 Communications Holdings, cuyas acciones cayeron un 12% en desde el 29 de julio. “La compañía presentó una caída del 6% de su beneficio trimestral en comparación al del mismo trimestre del año anterior”, expone Van Doorn, lo cual podría provocar una caída un más larga.

En cuarto lugar aparece Murphy Oil Corp con un descenso semanal de más del 10%. “El miércoles pasado la compañía presentó un aumento del 1% de su beneficio en comparación con el mismo trimestre del pasado año”, destaca. Aunque fue peor de lo esperado por el consenso. Es por eso por lo que se produjeron esos descensos y por lo que se podrían alargar.

Quien completa estas cinco acciones es Helmerich & Payne. De ella Van Doorn dice que hay que vigilar “las caídas del 10% que ha sufrido”. Esto ha sido consecuencia de que “el beneficio por acción se redujo a 1,77 dólares por acción, desde los 2,49 dólares, debido a que el periodo del año anterior incluyó ganancias de 86 centavos por acción por la venta de valores de inversión”. Ahora, se encuentra ante una encrucijada sobre cuál será su futuro en bolsa.