El experto analiza técnicamente el aspecto de Google y presenta, además, una estrategia de trading con el valor.
En lo que se refiere al gráfico semanal, el último análisis que hicimos el día 11 de junio pasado, se ve como en la semana del 22 de junio se activa nuestra orden y todavía no se alcanza nuestro primer objetivo. Es decir, que deberíamos continuar al alza por el momento. El máximo llegó a los 595,51 dólares y faltaría 10 dólares para llegar al primer objetivo, que eran 605 dólares.

En el gráfico diario, nuestra entrada estaba planificada en los 577,17 dólares y se alcanza el segundo objetivo situado en los 590 dólares el pasado 1 de julio. Por encima de los 595 dólares deberíamos seguir en largos. Para estar en cortos podríamos hacerlo en el caso de que se vaya por debajo de los 572 dólares por acción.

Nuestro marco temporal de 15 minutos nos muestra que tanto el momento como la aceleración se encuentran en positivo. La aceleración está en negativo y el precio por encima de las medias móviles. Parece haberse producido un movimiento correctivo y actualmente está nuevamente la onda impulsiva desarrollándose.

Las entradas en largos estarían por encima de los 595,04 dólares. Buscaríamos un primer objetivo de 597,50 dólares y un segundo objetivo de 600 dólares. La entrada en corto estaría por debajo de los 591,09 dólares. Miraríamos un primer objetivo de 588,70 y un segundo objetivo de 586,45 dólares.