La mayor cadena de comida rápida del mundo acudió a su cita con los inversores y presentó un beneficio que estuvo por debajo de las estimaciones de los analistas.
El beneficio neto de McDonalds cayó un 5,1% hasta 1.200 millones de dólares, o 1,21 dólares por acción, en comparación con las ganancias de 1,270 millones de dólares, o 1,26 dólares por título, que presentó la firma con sede en Illinois en el mismo periodo del año anterior. Por su parte, el consenso de mercado había cifrado el beneficio en 1,24 dólares por acción, por lo que la compañía no superó las expectativas.

Las ventas comparables de Estados cayeron un 1,7%, frente a un descenso del 1,4%, que habían pronosticado los expertos. Todo ello ha tenido que ver con la dura climatología que ha persistido en el país durante todo el invierno.

El CEO de la compañía, Don Thompson, ha tenido problemas para atraer a clientes durante el último año, puesto que la demanda se desaceleró, mientras que sus principales competidores lanzaron al mercado nuevos productos con sus respectivos descuentos.

Los ingresos de la empresa aumentaron un 1,4% hasta 6.700 millones de dólares. Se trata de un dato que estuvo por debajo de las estimaciones del consenso de mercado, que esperaba 6.720 millones de dólares.

En este sentido, los Indicadores Premium de Estrategias de Inversión muestran que McDonalds se encuentra en fase alcista, mientras que recibe una puntuación de 9 puntos en una escala que oscila del 0 al 10.

Este análisis técnico destaca que tanto la tendencia a medio como a largo plazo se encuentra alcista. Además, los momentos totales lento y rápido se encuentran en positivo. También, el volumen a medio plazo es creciente y la volatilidad que presenta el activo es decreciente en el tiempo. El único punto negativo que pone de manifiesto estos indicadores es que el volumen a medio plazo es decreciente.

Indicadores Premium McDonaldsº