El analista de MKM Partners dice que pese a que hemos acumulado varias jornadas consecutivas de ganancias, no es el mejor instante para comprar acciones.
El S&P 500 parece que sigue imparable. Cuando a medidados de octubre todo apuntaba a una corrección en curso, de repente se dio la vuelta y comenzó a subir. Hasta el punto de que se conquistaron nuevos máximos históricos en Wall Street en el índice de referencia del mercado. Algo que ahuyentó a muchos de hacer nuevas compras.

¿Qué camino puede tomar la bolsa estadounidense? ¿Es momento para comprar? Las dudas siguen apareciendo para cualquier tipo de operador, pero lo cierto es que las posiciones contrapuestas son la tónica habitual en estos días. Principalmente, por la gran temporada de resultados de las cotizadas del mercado norteamericano.

En relación a todo esto, el jefe técnico de renta variable de MKM Partners, Jonathan Krinsky, explica que “no es el mejor momento para realizar compras”. “¡No se engañen!”, llega a exclamar el experto.

Asegura que si el índice de referencia del parqué neoyorkino sigue manteniéndose en estos niveles “es mejor mantenerse lo más alejado posible”. “En el pasado, cada vez que el S&P 500 ha cotizado por encima de su media de cinco días por lo general ha mostrado que la mejor opción era una retirada modesta”, analiza.

Krinsky expone en un ejemplo en el que los inversores deben fijarse en relación a este aspecto. “En el peor ejemplo, en 1998, el S&P 500 bajó casi 15% seis semanas después de esa racha de 23 días de subidas”, confirma.

Evolución S&P 500 media de 5 días


"No estamos sugiriendo que el mercado se encuentre como lo que presenciamos en julio de 1998, ni mucho menos", matiza Krinsky. "Sin embargo, la media de este ascenso parece insostenible", añade.

"Tenemos un alto nivel de confianza en el que habrá mejores puntos de entrada para posiciones largas en las próximas semanas", dice. “Pero no ahora”, esgrime. "Una consolidación lateral sería saludable, con un retroceso moderado de nuevo al nivel 1.978-1.980 puntos, que sería un objetivo razonable”, termina.