Telefónica no tendría que verse afectada por la multa impuesta por Bruselas de casi 152 millones de euros. Y es que, a juicio de Jordi Padilla, hay que tener en cuenta dos factores. Primero, que la multa es recurrible y que "al final Telefónica lo que hizo fue cumplir con la legislación que había en ese momento en nuestro país" -luego la sanción podría reducirse una vez recurrida-. Y segundo, que estamos hablando de 151,8 millones de euros, lo que "en el beneficio total de la operadora supone un 1,5 por ciento". Y en el capítulo de recomendaciones, Padilla apuesta por los dos grandes bancos –BBVA y Santander- aunque también se fija en las constructoras, que "en los últimos meses han estado muy débiles y podrían retomar la tendencia al alza, apoyadas en sus resultados". En este sentido destaca el repunte de la última sesión de FCC ( de más del 3 por ciento) y cree que Ferrovial podría ser otra de las beneficiadas. Sin embargo, en este momento del mercado, también jugaría la baza de valores pequeños que están “calientes” como puede ser el caso de Azkoyen o el de La Seda "que está justo en una ampliación de capital y está explicando sus objetivos". Otro valor que lo puede hacer bien es Tubos Reunidos, ya que "después de la fuerte subida experimentada por el precio del crudo se han beneficiado títulos como Técnicas Reunidas o Tubacex, pero Tubos Reunidos se ha quedado algo más rezagada".