El riesgo país de España cotiza en 273 puntos básicos. Un dato “indignante y que es consecuencia de todo lo que estamos viendo tanto en Grecia como a nivel doméstico”, reconoce Ramón Forcada, director de análisis de Bankinter.
Este experto reconoce que por el lado técnico está el tema de Grecia “donde en Alemania y CE-FMI no llegan a un acuerdo sobre cómo se deber hacer el segundo paquete de rescate a Grecia ni el importe, lo que nos lleva a perder más tiempo que a ganarlo”. Forcada recuerda que ahora ya nos vamos al 12 de julio “y el mercado no puede aguantar tanto tiempo”. La otra variable es más doméstica “y tiene que ver con la gobernabilidad. Al final se nos está comparando con Grecia, nadie quiere asumir el problema sobre qué medidas tiene que adoptar y si lo podrá hacer”.

El director de análisis de Bankinter reconoce que “las bolsas han cruzado el Rubicón. Nos dimos de plazo hasta el 23 –fecha límite en que se iban a aprobar las ayudas a Grecia y habría un plan de asistencia- que permitiría librar a Grecia de una carga muy pesada”. Tal y como han cambiado las circunstancias, prosigue, nos vamos a plantear qué hacer la semana que viene y qué giro habrá en las recomendaciones.

Porque si hay algo que tienen claro es que “hay que rotar las recomendaciones. La situación de un giro hacia algo que no es posible medir en una hoja de cálculo y si entran dudas sobre la gobernabilidad de uno de los países se está hablando de cosas muy distintas”, concluye.