Esta jornada semifestiva en la bolsa de Wall Street termina en positivo con los inversores atentos a la evolución de las ventas minoristas en lo que se conoce como el “Black Friday”. Una jornada que para José Ramón Sánchez Galán, analista financiero “tiene varias lecturas: al ser una sesión más corta que otras la contratación es inferior a la media del mercado. Además, a lo largo de la semana el índice ha reflejado una bonanza en positivo y la semana no ha sido del todo mala”. Este experto recuerda, además que “hoy es un día importante porque es el Black Friday, donde comienza la campaña navideña y se espera que empiecen las compras”
Para este experto financiero, “tendríamos que superar niveles importantes para ver si se confirma la recuperación”. Sánchez Galán recomienda “fijarse en los 1.300 del Nasdaq, en los 8.700 del Dow Jones de Industriales y en los 960 del S&P que podrían perfilarse –asegura el analista- como niveles importantes”

Una jornada marcada por el pistoletazo de salida de la campaña navideña y que tanto el sector minorista como los sectores ligados al consumo afrontaran “con bastantes problemas”, asegura el experto que añade, “los americanos se gastarán un 20% menos que hace un año lo que obliga a que las cadenas minoristas importantes estén ofreciendo descuentos de más de un 70%”. Según explica Sánchez Galán “el que haya un menor consumo a la larga podría influir en los niveles de precio. El próximo 17 de diciembre se reúne la Fed y quizás por este menor consumo y por la ralentización de la economía decida recortar los tipos de interés. Podríamos llegar en Estados Unidos a niveles históricamente mínimos, del 0%, algo que no es descartable”.

De cara al próximo mes de diciembre, este experto financiero cree que “podríamos asistir a un rally alcista. Es posible –dice- que habida cuenta de cómo están sobrevendidos algunos valores y de que el petróleo está cayendo, lo que podría inducir a bajadas de tipos, pudiesen impulsar los valores para adecuarlos a 2009”. Sin embargo, alerta Sánchez Galán “hay un dato importante la semana que viene, el dato de desempleo. Hay que tener en cuenta que este dato posiblemente sea peor de lo esperado y podría aguar la fiesta. Vamos a ver si a finales de año hay rally alcista y vamos a esperar a 2009 que también se perfila como un año difícil”.