Las ventas del tradicional Roscón de Reyes de Navidad se estancarán respecto al mismo periodo del año anterior como consecuencia de la crisis, según indicó hoy, en declaraciones a Europa Press, el portavoz de la Confederación Española de Empresarios de Pastelería (Ceeap), Esteban Fernández Martín. A pesar de que el volumen de ventas se mantiene estable estos días, los consumidores están demandando cantidades más pequeñas. En concreto, Fernández Martín aseguró que se han reducido las ventas del roscón de 1 kilo, mientras que aumentan las del producto de tres cuartos de kilo por su menor precio.
Fernández Martín, quien estimó que los madrileños consumirán una media de 2,5 millones de roscones durante estos días, explicó que la actual coyuntura económica está repercutiendo a diario en las ventas, "y más aún de lunes a viernes, que es cuando se nota más la crisis".

En cuanto a los precios del roscón de Reyes, el portavoz de Ceeap subrayó que se este año se mantendrán acordes con respecto al año 2007, cuando experimentaron un incremento de entre el 10% y el 15% como consecuencia del alza de las materias primas.

Por su parte, el Gremio de Pastelería de Barcelona prevé la venta de 850.000 roscones de Reyes en toda Cataluña, y calcula que cada familia se gastará entre 15 y 25 euros.

También, los pasteleros andaluces confían en que la tradición del roscón de Reyes no caiga estos días de forma significativa por la crisis, aunque reconocen que las ventas de pasteles a lo largo de la Navidad si se han visto afectadas.