La crisis económica y financiera puede provocar un aumento de la pérdida por hurto en los comercios de entre el 4% y el 9% en esta época, ya que puede alentar a algunos ciudadanos a sustraer algún producto o a comprar bienes robados, potenciando así el mercado secundario, según un estudio realizado por la consultora británica Centre for Retail research (CCR).
A las situaciones excepcionales que se dan en Navidad y rebajas (mayor flujo y aglomeración de personas en tiendas, incremento de las transacciones, la urgencia de compra del cliente, etc.) se une la incipiente necesidad de algunas personas por encontrar "gangas", más aún en tiempos de crisis, lo que provocará, según el informe, que el hurto ocasional u oportunista en tiendas aumente aún más respecto a años anteriores.

Las pérdidas por hurto en los comercios ascienden a 4.821 millones de euros en Europa durante las últimas seis semanas del año, convirtiendo a la Navidad en la época del año en la que se concentran más hurtos.

Por todo ello, CCR recomienda proteger los productos más caros, pequeños y fáciles de llevar, así como asegurarse de que los sistemas de seguridad utilizan un sistema de detección fiable.