“Es complicado saber hacia dónde se vana dirigir los mercados, sobre todo para aquellos analistas que tenemos una formación fundamental”. Así lo reconoce Antonio Castelo, responsable del departamento de rv de Interdin Bolsa, quien considera que “hay algunas cosas difíciles de entender, sobre todo, con los vaivenes que tiene el mercado”.
Y es que si se echa un vistazo tiempo atrás, “hay muchas dudas en el mercado al igual que cuando quebró Lehman Brothers, cuando se reunieron los Estados ante este acontecimiento y el mercado estuvo casi cinco meses seguidos bajando, a partir de aquí el mercado inicio una recuperación hasta un punto donde lo que veíamos era una estructura irreal de la bolsa pues no habían cambiando las cosas en la bolsa”, apunta.

Ahora lo que estamos viendo es “la segunda ola de la crisis, la que está afectando al a deuda soberana con Grecia y el resto de periféricos, pero no hay que olvidar que también afecta al resto de la Europa del euro y como el mejor ejemplo son los bancos alemanes”. Ahora nuevamente -continúa- “se reúnen los políticos, aunque tarde, y toman la decisión de poner de nuevo sobre la mesa medidas de salvación así que volvemos a un proceso donde la gente se plantea si estas medidas servirán y qué pasará con el crecimiento”.

Ante este escenario ¿se puede hacer cartera a largo plazo? “Es algo que siempre nos preguntamos los analistas fundamentales”, reconoce Castelo, pues “buscamos valores que tengan una buena generación de caja, que paguen un buen dividendo, un precio de valor contable bajo por debajo de uno”. Si hay que señalar un valor en estos momentos, este experto hace hincapié en Telefónica.

En lo que respecta a Ferrovial que ha anunciado que cierra el ejercicio con una mejora de su cartera de negocio del 17%, Castelo considera que se trata de “un ejemplo claro de la sin razón actual de los mercados”. “Hace ya años que dejó de ser una constructora puramente y hoy en día es un valor muy diversificado en su negocio y con muy poca exposición al mercado español”. Pensamos, apunta, que “la cotización de Ferrovial para nada lo está considerando. Y es que fuera de España se están generando muchos beneficios. Sin embargo, una de las pegas de la compañía es su alto endeudamiento que es normal teniendo en cuenta que tu negocio se centra en la construcción de aeropuertos o infraestructuras”.