La constructora española se ha hecho con el contrato de obras de mejora de una planta potabilizadora de Texas por una cantidad que asciende hasta los 22 millones de dólares, que traducido a euros serían 18,3 millones, tal y como ha comentado la compañía.
 
Ferrovial se refuerza en el país norteamericano, sobre todo en la actividad del mercado de infraestructura hidráulicas, después de un año en el que entrara con este negocio en un entorno en el que ya tiene destacada presencia en el ámbito de la construcción y las autopistas desde hace un tiempo.

La presencia de la compañía constructora hacia Estados Unidos con el resto de sus negocios, servicios, agua y aeropuertos, se encuadra en su estrategia actual estrategia de crecimiento y reforzamiento de su internacionalización. El grupo quiere expandirse y crecer fuera, por lo que lleva los últimos meses intentando hacerse con adjudicaciones lejos de las fronteras españolas. Así pues, dentro de esta política, la compañía compró hace unos meses una nueva constructora en el país y este pasado verano se alzó con el contrato de ampliación y explotación del aeropuerto de Denver, uno de los más grandes del país.

La adjudicación lograda ahora en el entorno del agua consiste en la ejecución de obras de mejora de una de las plantas potabilizadoras del municipio texano de Corpus Christi, con el fin de modernizar la instalación, que data de 1954.



Al margen de actualizar la planta, Ferrovial, a través de su filial Cadagua, construirá un nuevo centro de bombeo y carreteras de acceso, reforzando y mejorando pavimentos, drenajes y las dotaciones públicas adyacentes.

La instalación es una de las que abastecen de agua a una población de unos 300.000 habitantes, ubicada junto a la desembocadura del río Nueces.

Con el contrato, además de avanzar en el mercado del agua estadounidense, Ferrovial consolida también la destacada presencia con que cuenta en el Estado de Texas, tanto con la división de construcción como con la de autopistas.