La principal bolsa del mundo abre en positivo a la espera de la rebaja de tipos que se presume que tendrá lugar hoy en la reunión de la Reserva Federal. El mercado descuenta una bajada de hasta 50 puntos básicos, lo que dejaría el precio del dinero en el 0,50%. En opinión de Álvaro Winzer, gestor senior de Banca Privada, “esta reducción es lo que el mercado está descontando, por lo que sería una sorpresa que no lo hiciera así”.
A pesar de las alzas de hoy, Álvaro Winzer cree que “es un poco tarde para el rally de fin de año, lo que está intentado el mercado es superar algunos niveles técnicos”, por lo que cree que esta subida dependerá “de los datos microeconómicos que están entrando estos días y de que pasemos con claridad el nivel de 915 en el SP”. En cualquier caso, cree que de haber un rally “el nivel máximo sería 1000”.

En relación a los datos empresariales publicados por Goldman Sachs -pérdidas de 2.120 millones de dólares en el cuarto trimestre que se convierten en las mayores desde que la firma se hizo pública en 1990- y a la espera de los que publicará mañana Morgan Stanley, el gestor opina que “los datos de Goldman son malos, -están en torno a esos $5 que habíamos oído esta semana- pero sobretodo es sorprendente el impacto que está haciendo sobre la cuenta de resultados el desapalancamiento de la compañía”. El gestor cree que es el dato más destacable ya que le parece que “después de haber sido otorgado el estatus bancario de Goldman Sachs, es importante”. Desapalancamiento que probablemente dice “veremos en las financieras en general”. Respecto a Morgan Stanley, cree que “probablemente esté en este entorno de crecimiento alrededor del 30 ó 40% abajo en lo que es la parte de la banca de inversión, que creemos que será la línea en la que van a estar un poco todos”. Lo importante aquí, señala que es que “no haya sorpresas en el negocio operativo”. Por ejemplo, señala que “en Goldman las empresas han acudido por ese desapalancamiento pero no por ese negocio operativo, y esto es lo que ha hecho que se aguanten algunos de los valores que están descontando escenarios bastante negativos”.

Con esta situación del mercado y a las expectativas del descuento por parte de la FED de esos 50 puntos básicos, Álvaro Winzer cree que “aún hay algunos sectores atractivos, porque aunque en lo relativo al mercado estén algo caros”, asegura que “seguiría invirtiendo en valores de consumo discrecional”. Advierte de algunas compañías como “las tabacaleras, de bebidas o algunas empresas de distribución de productos farmacéuticos”.