El selectivo español ha comenzado la jornada con descensos del 0,57% hasta los 10.031 puntos, aunque con un incremento notable de la volatilidad que podría hacer variar la cotización a lo largo de la sesión. El euro-dólar sigue cotizando en torno al 1,09, después del rebote que realizó ayer tras las decisiones del BCE que decepcionaron al mercado. Así, destaca el retroceso de Enagás, que cae un 1,62% y la caída del 1,05% de BBVA.
Sobre el mercado sigue pesando la decisión del BCE de extender el QE pero no aumentarlo, que ayer fue un auténtico jarro de agua fría para los inversores. En general todas las plazas europeas han comenzado la sesión en negativo y en el caso del índice de referencia del mercado español se juega mantener los 10.000 puntos, cota que ahora mismo está en entredicho con el incremento de la volatilidad.

Tan solo cuatro valores han comenzado la sesión en positivo: ArcelorMittal, Repsol, Acerinox y DIA. Llama la atención que son, principalmente, las que han tenido peor comportamiento con las caídas de las materias primas en los últimos meses. Hoy cabe recordar que en la agenda está la reunión de la OPEP, por lo que estas compañías estarán pendientes de lo que pueda suceder. Aún con todo, ninguna supera el 1% de avances.



Pero sin duda el parqué español está representado por las pérdidas en este arranque del viernes. Enagás oBBVA superan el punto porcentual de caídas, mientras que ACS o Red Eléctrica reflejan descensos de casi el 1%.



En cuanto a noticias corporativas, hemos conocido que Caixabankha informado que vende a su matriz Criteria las participaciones en Bank of East Asia y del Grupo financiero Inbursa por más de 2.600 millones de euros.

También, Gas natural junto con KIO intenta comprar la compañía de Australia Pacific Hydro por 1.500 millones de euros.

Por otro lado, en cuanto a recomendaciones antes del comienzo de la jornada, Deutsche Bank ha subido el precio objetivo deIberdrola de 6,7 a 7,2 euros, mientras que establece una recomendación de compra.

Pero sobre el entorno general, José Luis Cárpatos, analista independiente, señala que Draghi defraudó por completo a los mercados, “generando un apocalipsis zombi, de unas bolsas yonquis, que solo viven de las medidas de los bancos centrales, importándoles un bledo la economía desde hace años”. Según su punto de vista “es sorprendente porque siempre lo había hecho muy bien, y había sido muy hábil manteniendo al mercado como a él le interesaba”.

Cárpatos considera que lo que no puede es “mantener dos meses al mercado con promesas y más promesas hasta hacer subir las expectativas por las nubes, y cuando llega la hora de la verdad no darle lo que había prometido”.

En el continuo…

Hoy nos hemos despertado con una caída de más del 13% en las acciones B de Abengoa, como respuesta a que una de sus filiales en México ha impagado dos bonos.

Por último, Merlin Propertiesva a lanzar emisión de bonos por casi 850 millones.