El selectivo español abre con ciertas dudas y se deja un 0,07% hasta los 9.329 puntos fijándose en varios factores que pueden alterar la cotización durante la jornada. El primero de todos, en cómo los mercados están haciendo la digestión de los atentados en Berlín y en Turquía que vuelven a inyectar incertidumbre geopolítica al escenario actual, teniendo además en cuenta los procesos electorales que están por venir en 2017. Además, la falta de movimiento en Wall Street está lastrando a que se produzcan subidas de mayor calado en Europa.
 
Los mercados europeos, y también el español, han comenzado la sesión con bastante incertidumbre intentando descontar los últimos acontecimientos. Y estos han sido los últimos dos atentados en Turquía y en Berlín. Recordemos que ayer el embajador ruso en la capital turca fue asesinado a sangre fría durante un acto, mientras que en Berlín un camión irrumpió en un mercadillo de Navidad con el resultado de doce fallecidos.

Estos dos hechos vuelven a bañar de incertidumbre los mercados, que ya estaban faltos de fuerza en las últimas jornadas, de aquí a final de ejercicio. Entre uno de los factores clave que estamos encontrando nos seguimos fijando en que al otro lado del charco, en Estados Unidos, el fuerte movimiento iniciado tras las elecciones norteamericanas, se ha visto pausado. Ahora le cuesta subir a cotas más altas.

Otro de los puntos clave en los que se sigue fijando el mercado es la situación de la banca italiana. Estamos muy cerca de que se efectúe la ampliación de capital de Monte dei Paschi. Algo que está sentando especialmente a las entidades bancarias que siguen dejando atrás las caídas que habíamos visto anteriormente. Fruto de ello, Santander o BBVA se encuentran cotizando con ligeras subidas. La banca mediana, responde de igual manera.

Por otro lado es destacable la reacción alcista clara que tiene el dólar desde ayer a media tarde, tras unos comentarios de Yellen, donde dijo que el mercado laboral estaba fortísimo, más de lo que podría esperarse, y que los salarios iban a tener tendencia clara a subir. Claro todo esto, sonó a más presión de inflación y de tipos de interés, por lo que a los pocos segundos de hablar el dólar empezó a subir y ya no ha parado desde entonces.

Por lo demás las tendencias alcistas se mantienen sin cambios tanto en Europa como en Wall Street. Asimismo, hoy hemos tenido reunión del Banco central de Japón, que ha mantenido las políticas laxas, con lo cual el yen ha reaccionado fuertemente a la baja contra casi todos los cruces principales.

En el plano empresarial, Vivendi aumenta la presión contra Mediaset diciendo que va a llevar su participación al 30% justo por debajo del nivel donde tendría que lanzar una OPA. Esta operación sigue siendo considerada como hostil por Mediaset. Por lo pronto, la compañía lidera la tabla del Ibex 35 con una revalorización que alcanza casi los dos puntos porcentuales.

Además, Telefónica es la segunda compañía que más repunta después de conocerse que el presidente ejecutivo de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, ha adquirido un total de 615.298 acciones de la compañía a un precio total de 5,30 millones euros. Los títulos aumentan un punto porcentual.

En el plano de las caídas vuelve a sufrir hoy el sector de recursos básicos. Acerinox se deja más de un 1%, mientras que ArcelorMittal sigue mostrando el tono rojo dejado ayer una vez que UBS rebajó su precio objetivo.

En el mercado continuo…

Nuevo jarro de agua fría para Abengoa. El Juzgado Sexto del Distrito en Materia Civil de la Ciudad de México ha decretado el concurso mercantil de Abengoa México a petición de uno de sus acreedores.