En cuanto a lo acordado por el Eurgrupo, “es positivo para empezar que se hayan movilizado 30.000 millones de los 100.000 millones de ayuda por si hay alguna emergencia este verano, que suele ser una temporada convulsa”.


Pero el dinero que reciba ahora la banca, se instrumentalizará a través del Frob, “por lo que, en un principio, sí computará como deuda pública. No obstante, una vez que cree la figura del supervisor bancario sí se podrá capitalizar directamente los bancos, por lo que España no tendrá que ser garante, si no el fondo de rescate”.

También considera positivo la experta “que se retrase las obligaciones de cumplimiento del déficit español”. Aún así, recuerda que todas estas facilidades conllevan consecuencias: “los bancos tendrán que crear el ‘banco malo’, tendrán que soportar mayor supervisión y aumentar los requerimientos de capital hasta el 9%. Y, el ciudadano de a pie, va a tener que soportar la subida del IVA o la eliminación de la deducción de la vivienda. Esto debería conllevar la relajación de las tensiones del mercado hoy, pero tampoco hay mucho movimiento, la prima de riesgo sigue tensionada y el interés del bono a 10 años no se apea del 7%”.


Declaraciones a Radio Intereconomía