Banco Pastor está caro, un poco sobrevalorado y el mercado no se cree los movimientos corporativos. Su fortaleza se encuentra en su ambicioso plan estratégico, que por otra parte ya casi está completado.
El mercado comenzó a la baja y la mirada esta puesta en la reunión de la FED. Esperamos que los tipos se mantengan en el 5,25% pero las miradas están atentas al discurso de después que conoceremos a última hora de la tarde y sobre todo, en el tono y la dureza con la que apunte a una inflexión de la economía. Hoy hemos conocido la caída en el déficit estadounidense, explicado por la mejora de las exportaciones y la reducción del petróleo.