ArcelorMittal anuncia una ampliación de capital de 3.000 millones de dólares, a la vez que desinvertirá en Gestamp, todo ello encaminado a reducir deuda.
 
ArcelorMittal llevará a cabo una ampliación de capital por importe de 3.000 millones de dólares y venderá su participación del 35% en Gestamp. Con ambas operaciones reducirá  su deuda en 4.000 millones de dólares. Las acciones descienden en torno al 7% una vez se ha conocido la operación que ha anunciado la compañía. 
 
El principal accionista del grupo, la familia Mittal, se ha comprometido a suscribir acciones por importe de 1.100 millones de dólares en la ampliación.
 
Goldman Sachs, BofA Merrill Lynch y Crédit Agricole se encargarán de colocar el resto de la ampliación.
 
Con la venta del 35% de Gestamp ingresarán 875 millones de euros, lo que único a la ampliación de capital, le permitirá reducir su deuda por debajo de los 12.000 millones de dólares.
 
La compañía siderúrgica también ha presentado sus cuentas de 2015, año en el que ha perdido 7.946 millones de dólares (7.100 millones de euros), multiplicando casi por ocho los números rojos de 1.000 millones de dólares con los que firmó 2014. Atribuye estas pérdidas a los deterioros de su cartera, a resultados extraordinarios negativos y a la disminución de los precios internacionales del acero en un año 2015. Las ventas han descendido un 19,8%, hasta 79.282 millones de dólares.

Además, ArcelorMittal ha presentado hoy también un plan estratégico a cinco años, denominado 'ArcelorMittal Action 2020', con el que pretende mejorar las cinco áreas de negocio del grupo.