Se debe incrementar la precaución en el corto ya que nos hemos movido en entornos cercanos a los 11.900 puntos y es probable que ahora se produzca una amplia recogida de beneficios con escaso volumen de negocio. Así pues, se puede apostar por valores defensivos como Telefónica, Enagas o Zardoya Otis.
Iniciamos agosto, con lo que debemos incrementar la precaución ante la escasez de volumen característica de estas fechas. Los resultados continuarán publicándose pero pueden ser contrarrestados por los datos macro, como pueden ser el índice de ingreso personal en EEUU o la próxima reunión del BCE de la que se espera una revisión al alza de 25 puntos básicos en los tipos con el fin de controlar la inflación, que pueden generar volatilidad.