El saldo acumulado del ahorro financiero (activos financieros) de las familias españolas a cierre del 2010, según datos del Banco de España, ha totalizado 1,77 billones de euros, lo que representa un aumento del 0,5% con respecto a 2009.

La ponderación de cada instrumento sobre el total del ahorro (1,77 billones) es la siguiente: los depósitos bancarios suponen el 43%, seguido de Seguros y Fondos de Pensiones con el 15% y las IIC (Fondos y Sociedades de Inversión) y acciones cotizadas con un 13%.

El activo financiero neto de las familias (activos-pasivos) se situó en 0,81 billones de euros. No obstante, gran parte del pasivo financiero está financiando la compra de activos inmobiliarios.

Ha habido un flujo positivo de ahorro, durante el 2010, de 47.043 millones de euros, prácticamente igual al flujo registrado en 2009 (47.294 millones).

(Pinchar sobre las imágenes para ampliar)