La presidenta del Gobierno de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, rechazó hoy implementar ayudas directas a la compra de automóviles en la región, al tiempo que subrayó que el Ejecutivo autonómico ha comprometido este año 23 millones de euros para incentivar la demanda de coches mediante una bonificación del 20% en el impuesto de matriculación. "No creo en las ayudas directas y no las voy a dar", zanjó Aguirre