Pese a que la presencia de la biotecnología no es tan destacable en el mercado español, como en otros mercados del mundo, analizamos con Miguel Ángel García-Ramos, analista de estrategias de Inversión, las grandes oportunidades que pueden ofrecer este sector al mercado español.

¿Por qué es interesante este sector en bolsa? A pesar del poco peso que tienen en nuestros mercados. 

Es un sector muy particular, la verdad que ofrece grandes potenciales de beneficios, pero hemos considerado llevar a cabo este análisis porque lo consideramos un sector muy desconocido y difícil de valorar. Además de que tiene unas particularidades importantes que creemos necesario aclarar.

Son empresas que pasan muchos años invirtiendo en bolsa sin ganar prácticamente dinero a corto plazo. ¿En este momento, se podría considerar empresas arriesgadas en el mercado español? 

Son empresas difíciles de valorar, con ciclos de I + D muy largos, periodos en el que no facturan nada, no obtienen cashflows y son inversiones a largo plazo con un perfil de riesgo elevado.

El éxito de las empresas depende de los resultados de uno o dos ensayos, por lo que son adecuadas para inversiones a largo plazo, también lo es para inversores, con carteras con capacidad y deseo o disponibilidad de meter riesgo en sus carteras, por lo que las consideramos arriesgadas. También lo consideramos con potenciales de beneficios muy elevadas.  

A nivel de negocio, ¿cuál es la empresa biotecnológica más atractiva? 

Destacaría de todas las empresas que hemos analizado, dos valores, dos stocks. El primero es Grifols, ya que es una empresa considerable, capitaliza 15.000 millones, tiene fuertes beneficios y fuerte generación de caja. De todas las empresas que hemos analizado es la más madura, hasta ahora viene creciendo a tasas de facturación y beneficio que no llegan al 3%. Viene de una época de deceleración de los beneficios y facturación. No obstante ha llegado a un acuerdo con hologic realizando inversiones fuertes, penalizado por los inversores, y los márgenes han tocado el suelo.

En el futuro prevemos una fuerte expansión de márgenes y beneficios, de hecho para el 2017 prevemos un crecimiento a nivel de beneficios de NPH superiores al 20%. Es una empresa con ratios de rentabilidad muy elevado superiores al 17% a nivel de ROE. Además de que el valor no es muy caro.

El segundo sería Almirall, una empresa muy interesante, global a nivel geográfica, que se centra en productos de dermatología, que recientemente se ha reestructurado estratégicamente con lo cual ha reducido costes y está expandiendo márgenes. Esta empresa de fuerte crecimiento, crece a tasas de beneficios del 20%, genera mucha caja y se ha convertido en uno de los valores más importantes. Pharmamar también es un valor interesante que crece a tasa de crecimiento del 20%, los ratios son atractivos y cotizan 21 veces los beneficios.  

Nos ha hablado de tres empresa ¿Están en un buen momento para los inversores? ¿Qué se puede esperar de estas compañías a medio-largo plazo?

Son inversiones a largo plazo, muchas de ellas arriesgadas, porque dependen de varios productos de éxito y es difícil valorarla por lo que hay que tener cuidado a la hora de invertir. Como venimos diciendo muchos de los ciclos de estas empresas son realmente largas, y muchas veces no facturan nada. El principal activo de la empresa es intangible, que es el conocimiento del I+D y por lo tanto son muchas veces difíciles de valorar.

No obstante en el análisis que hemos realizado, pensamos que dentro de este sector son empresas con productos ya testados, consolidados o con niveles de riesgo reducidos, a pesar del cual presenta buenos fundamentales por crecimiento, y tasa de rentabilidad con valoraciones que no son descabelladas.

Estos productos dentro del mercado español, las de biotecnología, por este perfil de fuerte growth y en este periodo que estamos teniendo de reducción de las primas de riesgo, hacen que estos tres valores, Grifols, Almirall y Pharmamar puedan tener muy buen comportamiento en bolsa. Además de que es un sector que a medida que se va consolidando suele tener operaciones corporativas, adquisiciones o fusiones, entonces por ahí pueden venir sinergias.

Vea el Análisis técnico y fundamental del sector biotecnológico en España

Son empresas pequeñas, centradas en negocios muy específicos, ¿Puede haber un proceso un concentración entre ellas?

Por supuesto. Una de las razones que prevemos es que a medida que las empresas vayan madurando, vayan teniendo cashflows y vayan materializando y monetizando sus inversiones, serán un bocado muy apetecible para empresas más grandes.

¿Podrían ser algunas de ellas, objetivo de compra por empresas más grandes?

Por supuesto que sí. No es nuestra principal razón para el investment case, ya que intentar prever operaciones corporativas siempre es complicado.

Teniendo en cuenta este completo análisis, para resumir, ¿Cuáles serían las compañías más atractivas de este sector, para el inversor?

De nuestra cobertura, que es prácticamente todas las empresas españolas, para dejarlo bien claro, tenemos que decir que es un sector para invertir a largo plazo, dentro de una cartera diversificada porque son inversiones de riesgo, pero también de fuertes potenciales de beneficios. Decimos inversiones de riesgo porque son difíciles de valorar, además de que son inversiones a largo plazo, que muchas veces depende de dos o tres productos nada más para que las empresas sean sostenibles y viables.

Dentro de estas empresas vemos muy interesantes a Grifols que prevemos fuertes expansiones de márgenes, ya que genera mucha caja, tiene tasa de rentabilidad muy elevada alrededor del 16%. Para este año prevemos crecimientos superiores del 20%. Almirall también forma parte de nuestro Top Pic, ya que ha crecido mucho, tiene productos consolidados, se ha reestructurado y ha conseguido reducir costes, expandir márgenes, etc… Por otro lado Phamamar también tiene un fuerte crecimiento anual a medio largo plazo, y hay muy pocos sectores que ofrezcan eso.