William Davies, responsable de renta variable de Columbia Threadneedle, señala en la entrevista que el ciclo económico en Estados Unidos "está llegando a su final" y además apunta que la política fiscal llevada a cabo por el Administración de Donald Trump es insostenible. Por sectores destaca a las petroleras, los bancos asiáticos y en el mercado español se queda con Inditex.

¿Qué perspectivas tenéis desde la gestora para el segundo semestre de 2018?

Si miramos hacia la segunda mitad de 2018 sin duda existen algunos desafíos, alrededor del mundo observamos desafíos geopolíticos y varios líderes muy fuertes en todo el mundo y eso puede conducir a tiempos inestables, que a su vez pueden llevar a cambios que tendremos que manejar sin perder de vista a los mercados de valores.

Pero la economía parece estar en una buena posición con un fuerte crecimiento, liderado, creemos, que por Estados Unidos, pero también gracias a un crecimiento constante en otras partes del mundo. En ese sentido, consideramos que la rentabilidad para las empresas es realmente bastante atractiva, y ese fuerte crecimiento de las ganancias llevará a la renta variable a altos niveles a medida que avanzamos en 2018 y 2019.

¿Estados Unidos, Europa o emergentes?

Esa es una muy buena pregunta porque, como comentaba, si miramos dónde está el crecimiento, creo que es probable que se acelere en EEUU. ¿Por qué va a estar en EEUU? La razón de este crecimiento es que hemos visto el estímulo económico proporcionado por la reforma fiscal y los recortes tributarios. Pero eso en sí mismo es un problema porque ese estímulo fiscal es insostenible, no puede continuar en esos niveles a finales de 2019 y en 2020, y eso significa que estamos llegando al final del ciclo de EEUU.

Si miramos a Europa es más constante, mientras que los emergentes tienen desafíos con un dólar más fuerte, pero tenemos que tener cuidado en los mercados emergentes y no agruparlos como un todo. Sobre los mercados emergentes asiáticos creemos que son muy atractivos, pero en América del Sur, en concreto Brasil, Argentina y México con las próximas elecciones es más complicado. Así que si miramos alrededor del mundo, las valoraciones apoyan a Europa, el crecimiento está en Estados Unidos y para los mercados emergentes, Asia la vemos como un mercado atractivo y Sudamérica menos.

¿Qué sectores creen que van a liderar las subidas en lo que queda de 2018?

Si nos paramos (a pensar) en 2017, las tecnológicas lideraron los mercados. Este año es fácil plantearnos si las tecnológicas podrán continuar con el rally o si las valoraciones son demasiado altas. Creemos que esa forma de aproximarse a la pregunta es errónea y que hay elementos dentro del sector tecnológico que continuarán manteniendo buenos comportamientos como el software o las redes sociales, que continuarán con crecimientos sólidos. Sin embargo, creemos que es poco probable que estas empresas mantengan el mismo rendimiento bursátil del año pasado y que se alineen con el mercado, quizás con un comportamiento ligeramente superior. Hay algunos sectores que tuvieron rendimientos por debajo de lo normal durante el año pasado que creemos que lo harán mejor este año. Si nos centramos en el precio del crudo, con un barril entre los 70 y 80 dólares, las perspectivas para el petróleo son mucho más atractivas y la capacidad de caja de las petroleras es mucho más atractiva que durante el año pasado, como en el resto del mercado energético. Si hablamos de oportunidades en los mercados emergentes asiáticos, creemos que el índice de consumo en China proporcionará oportunidades de inversión atractivas. También identificamos buenas perspectivas en el sector financiero asiático con amplios márgenes en algunos bancos.

¿Están positivos en banca o tecnología?

Como mencionaba, en el sector financiero identificamos oportunidades en los mercados emergentes asiáticos, donde consideramos que hay valoraciones atractivas y fuertes márgenes de crecimiento. Si nos centramos en Europa y Estados Unidos, apreciamos que están en distintas fases del ciclo. En EEUU las rentabilidades de los bonos del Tesoro están aumentando y también crecen los márgenes de descuento y a corto plazo. Esto ha conducido a un ensanche de los márgenes de los bancos americanos y, por ello, los estamos sobreponderando. Tenemos menos confianza en el sector financiero europeo. Esto se debe, en parte, por la incertidumbre provocada por la situación en Italia y otros de los países con mayores intereses en los bonos soberanos de la Eurozona.  Aunque esto probablemente se estabilice con el paso del tiempo. Creemos que el potencial de crecimiento en el sector financiero europeo es menos atractivo que en el estadounidense.

¿Cree que el 3% del bono de EEUU a diez años es una oportunidad para ir comprando renta fija?

No creo que lo sea. La razón se basa en el ritmo de aceleración de la economía de EEUU, con un incremento de la renta que se aproxima al 3%, una inflación básica por encima del 2% y una inflación general por encima del 3%, creemos que las rentabilidades de los bonos estadounidenses se elevarán por encima del 3%, probablemente hasta el 3,5%. Sin embargo, creemos que pueden surgir oportunidades de compra de renta fija soberana entre ahora y 2019, si apreciamos que el ciclo comienza a alcanzar máximos. Aunque no estamos ahí todavía.

¿Cómo ve la situación de la bolsa española? ¿Ve interesante compañía española?

Nosotros invertimos a escala global y en ese contexto, España es un mercado menor. Sin embargo, una de nuestras principales posiciones y una de las empresas que más nos gusta es Inditex. Algo poco ortodoxo, ya que evitamos la exposición al sector consumo en nuestra cartera. Una parte de la razón por la que nos gusta Inditex es la forma en la que han gestionado el consumo digital como parte integral de su oferta y cómo coexisten sus ventas digitales con las tiendas físicas. En ese sentido, hemos seguido como las acciones de Inditex se han comportado como las del resto del sector, aunque creemos que la matriz y sus marcas serán vencedoras en los próximos años. Por ello, continúa como una de las principales posiciones de nuestra cartera.