Un factor principalmente ha hecho que hoy la red del pajarito se mueva al alza, después del retroceso que lleva viviendo desde que presentara sus cuentas trimestrales.
Twitter ha recibido el día con revalorizaciones en Wall Street. Por fin un buen signo después del retroceso que lleva acumulando tras anunciar más pérdidas de lo previsto. Y se debe, principalmente, a un punto en concreto que ha vuelto a ofrecer cierto grado de confianza a los inversores.

A pesar de que Instagram, que pertenece a Facebook y, parece, está obteniendo mejores resultados de lo previsto, puesto que ha alcanzado ya la friolera cifra de los 200 millones de usuarios, la firma tecnológica ha realizado un último movimiento que espera que sea lo más certero posible. Se trata de un cambio estratégico para seguir compitiendo con su principal enemigo.

Así, lo que ha movido más y ha animado al valor durante la jornada es que la compañía con sede en San Francisco ha lanzado nuevas funciones para compartir fotos, dando a los usuarios la posibilidad de incluir hasta cuatro fotos en un mismo tweet y etiquetar hasta a 10 amigos en una misma foto.

Las etiquetas de imagen no contarán con el límite de 140 caracteres de Twitter, lo que libera un poco de espacio adicional para los usuarios. Las nuevas características podrían tener un parecido similar con su principal enemigo, Facebook, que ha tenido el etiquetado de fotos durante años, y ha adquirido Instagram el año pasado
Es un movimiento que, según los analistas, es una medida para hacer frente a la empresa que lidera Marck Zucherberg. Precisamente esta última llega un tiempo intentando introducirse en los nichos de mercados de Twitter.

Un ejemplo sería el lanzamiento de los trending topics y los hashtags. De esta manera, la compañía californiana espera poder frenar el ascenso de usuarios de la red social de fotografías más importante del mundo.