Las compañías de pequeña capitalización de nuestro país están de moda. Sólo hay que comparar la revalorización que acumula en lo que va de año el Ibex Small Cap (30%), frente a la del Ibex 35 (6,6%) o la del Ibex Medium Cap (17%). Pero invertir en valores conlleva un alto riesgo inherente, por lo que hemos preguntado a los expertos por los chicharros en los que se puede confiar para tener en cartera siempre y cuando su corazón se lo permita. 

EZENTIS
En las últimas semanas varios expertos han vuelto su mirada hacia Ezentis básicamente por su mejora desde el punto de vista técnico. Como explica Eduardo Faus, analista técnico de Renta 4, “la ruptura de la tendencia bajista 2013-2015 le ha devuelto la alegría en el corto plazo, tras construir una zona de soporte en 0,8 euros. El camino al alza se encuentra despejado hacia las resistencias situadas en 0,97 y 1,06 euros”.

De cara a una inversión de medio-largo plazo, José Lizán, gestor de SICAVs de Auriga SV, también reconoce que le gusta el valor, pero advierte que “tiene pendientes dos ampliaciones de capital, por lo que, mejor esperar a comprar en las ampliaciones de capital”.

ezentis



PRISA
La apuesta de Lizán por este chicharro es de las más especulativas, pues se basa en que “creo que estamos a puertas de que se autorice la venta a Telefónica de Digital Plus”. En el momento en que se dé este paso, “la acción de Prisa volará”, prevé el experto.

De momento, Prisa ha subido este año casi un 30%, acumulando la mayor parte de la revalorización en febrero. De hecho, actualmente está limpiando sobrecompra. Además, el consejo de administración aprobó un aumento de capital por un importe total de 74,99 millones de euros, que será suscrito por International Media Group (sociedad integrada por el Sultan Ghanim Alhodaifi Al-Kuwar). Esta compañía desembolsará íntegramente los casi 75 millones mediante aportación dineraria al tiempo de su suscripción, lo que supondrá un balón de oxígeno para la endeudada Prisa.

prisa



LINGOTES ESPECIALES
Con la resurrección del sector del automóvil en Europa, Lingotes Especiales se plantea como un chicharro a tener en cuenta, ya que su actividad se concentra en la realización de aleaciones para este sector. Conforme aumenta la fabricación y exportaciones de automóviles, Lingotes Especiales ve crecer su cuenta de resultados y también su precio en bolsa. De hecho, desde que hiciera suelo en la zona de 2,10 euros a mediados de 2013, el valor no ha parado de subir. Las perspectivas técnicas acompañan a los fundamentales pues, como indica Carlos Ladero, consultor de Invinco, “el valor prácticamente está en subida libre y es fácil que se vaya a 7 euros”, zona de máximos históricos de Lingotes Especiales.

lingotes especiales



IBERPAPEL
Iberpapel seduce más por fundamentales, que por técnico. Como explica Carlos Ladero, “la caída del euro frente al dólar le beneficia para potenciar sus exportaciones. Además, tiene caja positiva y es la más barata por PER en el Continuo”. Hay que tener en cuenta que el PER de Iberpapel es de tan sólo 4 veces, frente a las 14 veces de otro competidor como Europac.

Por técnico Iberpapel es un valor muy lateral. Lleva casi cinco años bailando entre los 11 y los 16 euros. Esto, por un lado, es malo, pero por el otro, frente al común de los chicharros, aporta estabilidad. “La clave está en que consiga superar los 16,50 euros, porque podría irse a 20”, dice Ladero.

iberpapel


MIQUEL Y COSTAS
Y no necesitamos abandonar el sector papel para encontrar otro chicharro en el que confiar pues, al fin y al cabo, “aunque los ratios de Miquel y Costas sean peores que los de Iberpapel, lo cierto es que el abaratamiento del euro le favorece mucho. Además, está bien por precio”, dice Ladero. La clave para este valor está en que supere los 35 euros, mientras que por abajo las cosas se complicarían si perdiera los 25 euros, ya que por este nivel pasa la directriz alcista de largo plazo.

miquel y costas



DOGI
Tras cinco años de suspensión de cotización, Dogi volvió al mercado el verano pasado. Pocos meses después, José Lizán observa el valor con optimismo, centrándose en los fundamentales y obviando el técnico, para evitar infartos. Así pues, Lizán indica que “es una compañía que ha salido del concurso de acreedores, y que está empezando a reanudar su andadura en el mundo textil con un equipo gestor profesional. Una vez saneada económicamente creo que empezará a conseguir contratos e irá ganando tracción a largo plazo”.

dogi