Al contrario de lo que sucediera en la jornada de ayer, los futuros de los principales índices de la bolsa neoyorkina comienzan en rojo a la espera de recibir más referencias macroeconómicas.
De esta manera, los futuros del S&P 500 se encuentran con una caída del 0,19%, los del Dow Jones ceden en estos momentos también un 0,12%, mientras que el Nasdaq retrocede un 0,16%.  

No es el único mercado que desciende, ni mucho menos, puesto que las caídas se han generalizado por la inquietud generada en China. Muchos expertos consideran que la debilidad del yuan podrían debilitar el crecimiento del gigante asiático y eso ha provocado que el sentimiento de los inversores haya despertado con mayor pesimismo durante la jornada de hoy. (Ver: Abrimos cortos en activos refugio)

Hoy por otro lado sí que conoceremos datos macroeconómicos de la economía estadounidense que podrían hacer cambiar la tendencia de Wall Street y proseguir con las subidas de ayer, que dejaron al S&P 500 al borde de su máximo histórico. Así, sabremos el índice S&P Case/Shiller sobre el precio de las viviendas en Estados Unidos, además de la confianza del consumidor. 

Desde el punto de vista empresarial destacó ayer que eBay subió en su cotización en la bolsa después de que el inversor Carl Icahn aumentase la presión para la compañía realice un spin off sobre PayPal. Ya después de presentar los resultados del cuarto trimestre del año habló sobre esta propuesta que ayer volvió a exigir. Muy pendientes hoy, por tanto, de su evolución. (Ver noticia

Facebook, por su parte, ayer también se incrementó en Wall Street. La aplicación de mensajería anunció que permitirá llamadas gratuitas y Zuckerberg, el presidente de la red social declarío en Barcelona que los 19.000 millones pagados en la última operación son, prácticamente, una ganga.
 
En este contexto, la rentabilidad de los bonos a 10 años se encuentra en el nivel de 2,75%. El EURUSD se cambia en 1,3734 dólares. Mientras que el brent está en 110,64 dólares el barril. Por último, el oro está ya 1.336 dólares por onza. (Ver: La inversión en metales: no es oro todo lo que reluce ).