El mercado norteamericano aún acumula una tendencia alcista de fondo que puede ofrecer oportunidades de inversión para el largo plazo. Sobre todo hay compañías que tienen aún mucho potencial para muchos analistas. Entre ellas, los expertos de Jefferies se centran en firmas de biotecnología que podrían tener una explosión alcista este año.
 
El sector biotecnológico es uno de los más comentados en los últimos tiempos sin lugar a dudas. Y lo es desde antes de las elecciones por los posibles beneficios o perjuicios que podría tener si ganaba un candidato u otro en su carrera hacia la Casa Blanca. De esta manera, una vez que ha sido Donald Trump el que ha salido victorioso, ahora la clave está en ver cómo se puede comportar y si hay algunos valores interesantes para los próximos meses.

En este sentido, los analistas de Jefferies han realizado un último informe en el que se han centrado en algunos títulos de la industria biofarmacéutica que podrían tener un importante potencial de revalorización. Sobre todo por los catalizadores positivos con los que cuentan para el futuro y por los precios a los que cotizan en la actualidad que, para estos expertos, podrían tener capacidad de revalorización.

Akorn

Esta compañía tenía dos catalizadores positivos para crecer recientemente. Akorn  es una compañía farmacéutica especialista en genéricos que desarrolla, fabrica y comercializa productos farmacéuticos de prescripción genérica y de marca en Estados Unidos y a nivel internacional.

La compañía realizó dos anuncios muy positivos la semana pasada, y el equipo de análisis de Jefferies señaló en su informe que la aprobación de la FDA para la efedrina aumenta la probabilidad “de aprobaciones adicionales para el corto plazo”, lo cual supone un importante catalizador. Asimismo, el bajo apalancamiento también les da la “capacidad de realizar fusiones y adquisiciones”.

Por tanto, el precio objetivo de Jefferies para las acciones es de 24 dólares. Sin embargo, pese a haber alcanzado su precio objetivo los analistas realizarán una revisión temprana por estos últimos vientos de cola con las que cuenta el valor, que le podría impulsar crecer a más de doble dígito en el mercado a futuro.

Akorn cotizacion


Celgene

Esta es una de las acciones con mayor capacidad de subida en bolsa en los próximos meses. Celgene es una empresa de biofarmacéutica muy rentable que desarrolla y comercializa terapias para el tratamiento de tumores malignos hematológicos, tumores sólidos y condiciones inflamatorias. El principal factor de crecimiento de la compañía es Revlimid para el tratamiento del mieloma múltiple y los síndromes mielodisplásicos.

Las ventas de Pomalyst también continúan siendo sólidas, y el medicamento contra el cáncer Abraxane está creciendo a un ritmo respetable. De este modo, la empresa sigue teniendo unas previsiones muy positivas de cara al futuro. Los principales analistas de Wall Street consideran que Celgene es la mejor historia de crecimiento con riesgo, con un posible aumento del 15% al ​​20% en los próximos cinco años.

El equipo de Jefferies explica que han encontrado “un potencial considerable para impulsar el crecimiento a largo plazo, incluso post Revlimid”. Para ello, creen que pueden captar alrededor de 4.700 millones, por lo que cuenta con una perspectiva muy sólida que puede plasmarse durante los próximos doce meses.

Así pues, estos expertos elevaron su precio objetivo hasta los 155 dólares desde 142 dólares, mientras que la acción se mueve sobre los 124 dólares.

Celgene cotización


Pacira Pharmaceuticals

En último lugar, esta acción ha estado atravesando una auténtica montaña rusa durante algunos años y se ha visto fuertemente afectada por las buenas noticias recientemente. Pacira Pharmaceuticals es una empresa que desarrolla, comercializa y fabrica productos farmacéuticos patentados principalmente para su uso en hospitales y centros de cirugía ambulatoria en Estados Unidos.

La firma biotecnológica desarrolla productos farmacéuticos basados ​​en su tecnología patentada de DepoFoam. Entre sus productos se encuentra Exparel, una inyección liposómica de bupivacaína, un anestésico de tipo amida indicado para la infiltración en el sitio quirúrgico para producir analgesia posquirúrgica. La compañía también comercializa DepoCyt (e), una formulación liposomal del agente quimioterapéutico cytarabine indicado para el tratamiento intratecal de la meningitis linfomatosa, una complicación del linfoma que pone en peligro la vida, un cáncer del sistema inmunológico.

Los analistas apuntan a sus últimos resultados presentados y creen que podrían ayudar a la empresa a luchar contra el empuje de pagar en los hospitales. También esperan que la relación con Johnson & Johnson aparezca en los ingresos en la última mitad de 2017.

De esta manera, el precio objetivo de los analistas de Jefferies se encuentra en los 60 dólares, mientras que en la actualidad las acciones de la compañía están sobre los 50 dólares.

Pacira Pharmaceuticals cotización


QUIZÁS LE INTERESE LEER:

¿Miedo a las alturas? Estas compañías de alto dividendo pueden ser su paracaídas 
Las pequeñas continúan en clara fase alcista
A estas tecnológicas aún les queda potencial… de hasta el 50%