El Dow Jones Industrials cae hoy alrededor de 0,2% y después de las caías de las últimas jornadas ha vuelto a perder la frágil cota de los 17.000 puntos.

En lo que va de año, las acciones del selectivo suben apenas un 4%, aunque la revalorización ronda el 10% si se analiza el índice desde los mínimos que se tocaron a principios de enero, cuando se produjo la crisis de las divisas en algunos países emergentes como Argentina, Turquía y Sudáfrica.

Sin embargo, hoy el analista técnico de Renta 4, Eduardo Faus, acaba de enviar una nota a sus clientes en la que avisa que se está produciendo un hito anual. En concreto, el experto apunta que el “Dow Jones Industriales está perdiendo su directriz alcista anual”.

En su opinión esta circunstancia podría estar marcando que en los próximos días podríamos asistir a nuevas caídas del índice. De hecho, Eduardo Faus aconseja apostar por las ventas en el corto plazo.

Dow Jones Industriales


La primera jornada del índice es, de hecho, la cuarta sesión de pérdidas consecutivas para el Dow Jones.

Precisamente, hoy Luis Francisco Ruiz, el director de análisis de Estrategias de Inversión afirmaba que “la serie de precios presenta una clara estructura de máximos / mínimos crecientes que permite que las medias móviles de largo plazo permanezcan cruzadas al alza presentando pendiente positiva. La tendencia alcista es incuestionable y los peros los encontramos en las divergencias bajistas que aparecen en osciladores de precios en zona de sobrecompra y en el reducido volumen de contratación”. Si quiere acceder a la estrategia sobre el Dow Jones, pinche aquí.

Además de las razones técnicas, el Dow Jones –así como el resto de índices en Estados Unidos-, se enfrenta a una semana clave. Por un lado se conocerán los datos de PIB y desempleo mensual, que podrían dar una imagen más clara de la salud de la economía estadounidense. Sobre todo después de que el FMI rebajara su previsión de crecimiento en 2014 hasta el 1,7%.

Igual de importante será la reunión mensual de la FED que se celebrarán el martes y el miércoles en el que podría aumentarse el tapering en otros 10.000 millones de dólares a partir del 1 de agosto. Si esto ocurriera la Reserva Federal invertiría sólo 25.000 millones de dólares mensuales en la compra de activos, lo que drenaría aún más la liquidez del sistema.

Si quiere recibir alertas cuando el Dow Jones cambie de ciclo bursátil, pinche aquí.