El pasado martes se puso fin a 15 días de cotización de los derechos de suscripción preferente que la entidad sacó al mercado en una estrategia que despistó a más de uno a tenor de la subida espectacular de la otra parte, las acciones. Alcanzó una revalorización del 700%. ¿El resultado? Pérdidas cuantiosas para los accionistas que pasaron de tener una acción que valía algo más de 11 euros a títulos sometidos a los especuladores sedientos de chicharros.

Suscripción preferente. Con un desplome del 93% de su valor, los derechos de Bankia llegaron al mercado el martes con muchas ganas de ser colocados, pero sin ningún comprador. De los nueve millones de derechos tan sólo encontraron comprador 477.729 a un céntimo, que era el precio que se estaba ofreciendo, según publica el diario Expansión. Es decir, algo más de 8,5 millones de derechos se quedaron sin opciones. Horas antes de cerrarse la negociación preguntábamos a Carlos Ladero, analista de WallWood Spain, por el proceso y afirmaba que llevaba “tiempo cerrado porque están bloqueados. No admiten más ventas”. Y es que fue imposible casar la avalancha de órdenes de venta por las de compra.

“Bankia está en tierra de nadie”, asegura Juan Enrique Cadiñanos, jefe de mesa de Hanseatic Brokerhouse. “El volumen ha sido algo característico porque empezó a acumular muchas posiciones desde hace una semana, pero sigue, de hecho, sin ser una alternativa”.


Millones de títulos al mercado
El siguiente paso que dará Bankia será el próximo 28 de mayo cuando se lance al mercado un volumen de 15.900 millones de euros resultado de las dos ampliaciones de capital precedentes.

De un lado, tal y como explica Ladero, se encuentran los 10.700 millones de euros con derecho de suscripción preferente, cuyo recorrido finalizó esta semana.

Segunda parte. Otros 5.209,95 millones de euros “para la implementación del proceso de gestión de híbridos y deuda subordinada y que será con exclusión de derecho de suscripción preferente”. El resultado de la suma son esos 15.900 millones. Bankia pasará a tener 11.760 millones de títulos en el mercado. Para que se hagan una idea de la magnitud, BBVA mueve actualmente 5.440 millones de acciones, mientras que el Banco Santander alcanza los 10.809 millones.


Cotización

Si usted fuera un accionista que comenzó la andadura desde los inicios de la compañía, sin haber realizado ninguna operación más allá de mantener las acciones, ahora mismo sus pérdidas ascienden al 99%. “0,042 euros es el valor actual de Bankia”, afirma Ladero.

“No es un valor ni siquiera para especuladores”, dice Cadiñanos, “porque es un riesgo que no tenemos por qué asumir”. En vista de las idas y venidas de su cotización, todos los analistas consultados aseguran que la especulación tampoco ha sido “coherente” como para pensar en adoptar posiciones.

GRÁFICO BANKIA (FUENTE:INFOBOLSA)



Dos opciones ante la ampliación
Existen dos tipos de inversores en este momento ante la ampliación de capital que se producirá el próximo 28 de mayo. De un lado, “serán necesarias 397 acciones nuevas por cada acción antigua siendo el precio de suscripción de é1 1,357 euros por acción”, afirma Ladero. El desembolso mínimo será de 537 euros.

De otro lado, se encuentran aquellos inversores que quieran vender sus acciones el mismo 28 de mayo. Bankia ya ha anunciado que comprará autocartera con el objetivo, dicen los expertos, de dar salida a las órdenes de venta que se esperan.

La previsión es que el precio de las acciones tienda a igualarse al precio prefijado de la ampliación con lo que su recorrido en bolsa augura más y más pérdidas en el futuro inmediato. Con vistas al futuro próximo, “irremediablemente el precio de la acción tenderá a igualar el de la entrada del FROB”, afirma Miguel Ángel Bernal, profesor del IEB. El Estado es el principal accionista de la entidad y que valoró el canje de participaciones preferentes en ese famoso céntimo por acción.