El gigante europeo de productos de consumo Unilever, propietario de marcas como 'Dove', 'Frigo' o 'Hellmann's', obtuvo un beneficio neto atribuido de 6.049 millones de euros en 2021, lo que representa un aumento del 8,4% respecto del resultado registrado en 2020, según informó la multinacional, advirtiendo del sustancial impacto del alza de los costes en 2022.

Las ventas de Unilever en el conjunto del ejercicio aumentaron un 3,4%, hasta 52.444 millones de euros, con un crecimiento del 4,5% de las ventas subyacentes, el mayor incremento en nueve años, después del alza del 2,9% de los precios y del 1,6% de los volúmenes.

Entre octubre y diciembre, las ventas de Unilever sumaron 13.121 millones de euros, un 8,4% más que en el mismo periodo de 2020. En la división de belleza y cuidados personales, los ingresos crecieron un 11,5%, hasta 5.769 millones, mientras que en el área de hogar sumaron 2.729 millones, un 7,1% más, y en alimentación y refrescos alcanzaron los 4.623 millones, un 5,6% más.

"El principal desafío de 2021 ha sido el dramático aumento de los costes de los insumos", ha reconocido el consejero delegado de Unilever, Alan Jope, quien destacó que la compañía respondió con medidas de fijación de precios, incluyendo una subida del precio subyacente del 2,9% en el año, acelerada al 4,9% en el cuarto trimestre.

"En 2022, manejaremos un ciclo significativo de inflación de costes y continuaremos invirtiendo de manera competitiva en marketing, I+D y gastos de capital", ha advertido el ejecutivo.

Programa Practico de Estrategias de Inversión y Trading

En este sentido, Unilever espera una inflación de costes de los insumos "muy alta" en la primera mitad de 2022, con un impacto de más de 2.000 millones de euros, que puede moderarse en la segunda mitad a alrededor de 1.500 millones de euros, aunque la compañía admite que hay un rango amplio que refleja la incertidumbre del mercado sobre las perspectivas de los costes de los productos básicos, el flete y el embalaje.

Asimismo, la multinacional prevé que el crecimiento de las ventas subyacentes en 2022 esté en un rango de entre el 4,5% y el 6,5%, advirtiendo de que los precios seguirán siendo fuertes, con cierto impacto en el volumen como resultado.

Además, espera que el margen operativo subyacente de 2022 disminuya entre 140 pb y 240 pb, por lo que oscilará entre el 16% y el 17%. "Esperamos que el margen se restablezca después de 2022, con la mayor parte de vuelta en 2023 y el resto en 2024", ha adelantado.

Por otro lado, Unilever confía en que la nueva organización genere alrededor de 600 millones de euros de ahorro de costes en dos años.

En 2021, Unilever completó un plan de recompra de acciones de 3.000 millones de euros y ha anunciado el lanzamiento de otro programa de 3.000 millones para el periodo 2022-2023.

"No tenemos la intención de realizar adquisiciones importantes en el futuro previsible y llevaremos a cabo un programa de recompra de acciones de hasta 3.000 millones de euros en los próximos dos años", anunció Jope.