El Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica (Perte) del sector agroalimentario, que ha sido aprobado este martes por el Consejo de Ministros, ayudará a la transformación de toda la cadena de valor de la industria, según KPMG.

"Es un Perte que tiene como objetivo ayudar a lo largo de toda la cadena de valor de la industria. Especialmente, de las pymes, que suponen el 96% del tejido productivo. Además, debe contribuir al mejor uso de los recursos naturales y energéticos, al reto demográfico y a la reducción de la brecha de género y digital", ha explicado el socio responsable de consumo y distribución de KPMG en España, Enrique Porta.

En concreto, este proyecto estratégico contará con una inversión pública de unos 1.000 millones de euros hasta 2023 y con él se prevé generar un impacto de partida en la economía de unos 3.000 millones de euros, estimándose además una creación neta de hasta 16.000 empleos.

Programa Practico de Estrategias de Inversión y Trading

A esta cantidad será necesario añadir los efectos positivos sobre el conjunto de la economía derivados de la creación de nuevos modelos y oportunidades de negocio, las nuevas oportunidades laborales generadas por las actuaciones ligadas al Perte, así como los ahorros generados en el tejido productivo, las economías domésticas y los presupuestos públicos.

Porta ha subrayado que las inversiones asociadas a cada uno de los ejes que componen este Perte "tienen que ayudar a la transformación del sector en tres ámbitos concretos". Así, el primero, dotado con 400 millones de euros, corresponde a la mejora de los procesos productivos de la industria agroalimentaria, con "foco especial en conseguir la mejora de la competitividad, la sostenibilidad y la trazabilidad, e incorporando todos los avances tecnológicos y el conocimiento disponible para conseguir estos objetivos".

El segundo ámbito, que contará con 450 millones de euros, es el de la transformación digital de toda la cadena de valor y el ecosistema de la industria, "con especial foco en la transformación digital de la pyme y también en el apoyo, la asesoría y la transmisión de información a lo largo de toda la cadena de valor para conseguir esa transformación digital".

Porta ha subrayado que el tercer ámbito, dotado con 150 millones de euros, e "igualmente importante, es el de la incorporación de la I+D+i específica del sector".