Cogerá el liderazgo de Brasil y a medio/largo plazo será una operación bastante buena desde un punto de vista empresarial, que además no lleva un cambio en los modelos de la deuda.

Declaraciones a Radio Intereconomia