Repsol obtuvo en 2014 un beneficio neto de 1.612 millones de euros, apoyado en la fortaleza de su modelo de negocio integrado. Este resultado supone un 724% de aumento respecto a los 195 millones de euros registrados en 2013, ejercicio en el que la compañía realizó saneamientos extraordinarios derivados de la expropiación de YPF.

El beneficio neto ajustado, que mide específicamente la marcha de los negocios, se situó en 1.707 millones de euros, lo que supone un aumento del 27% respecto al año anterior. Este resultado resulta especialmente significativo si se tiene en cuenta la complejidad del contexto, caracterizado especialmente por la abrupta caída de los precios internacionales del crudo en el segundo semestre del año, con un efecto negativo en el resultado neto del ejercicio de 606 millones de euros, y la interrupción de la actividad en Libia.

Ambos factores fueron eficazmente compensados por la entrada en producción de proyectos estratégicos en Perú y Brasil y por el excelente resultado del área de Downstream (Refino, Química, Marketing, Trading, GLP y Gas&Power) que aportó 1.012 millones de euros gracias, principalmente, a la eficiencia de las instalaciones de refino y su capacidad técnica para destilar crudos pesados.

UPSTREAM: MÁS PRODUCCIÓN Y NUEVOS DESCUBRIMIENTOS

En el área de Upstream (Exploración y Producción), la compañía ha obtenido un resultado de 589 millones de euros frente a los 980 obtenidos en 2013, debido a la interrupción de la producción en Libia y a los menores precios de realización del crudo, afectados por la brusca caída de los precios internacionales de referencia durante la segunda mitad del año.
En este contexto, Repsol logró aumentar su producción media durante el año un 2,5%, hasta los 354.500 barriles equivalentes de petróleo al día, cifra que incluye alrededor de 32.000 barriles equivalentes de petróleo al día de nueva producción, proveniente de proyectos en Bolivia, Brasil, Perú, Rusia y Estados Unidos.

Con la puesta en marcha de los proyectos de Kinteroni, en Perú, y del campo Sapinhoá, en Brasil, la compañía ya ha iniciado la producción en siete de los diez proyectos clave establecidos en su “Plan Estratégico 2012-2016”.
Además, por quinto año consecutivo Repsol incorporó a sus reservas más hidrocarburos de los que produjo, con una tasa de reemplazo del 118% para el ejercicio. En el promedio de los tres últimos años, la tasa de reemplazo se encuentra alrededor del 200%, lo que la sitúa entre las más altas del sector y supera ampliamente los objetivos marcados en el “Plan Estratégico 2012-2016”.

Durante el ejercicio, Repsol ha continuado con su exitosa campaña exploratoria. Así, la compañía realizó 12 descubrimientos en los 34 pozos perforados, lo que supone una tasa de éxito exploratorio del 35%, por encima de la media de la industria.

Entre ellos, la compañía descubrió hidrocarburos en Brasil, Rusia, Estados Unidos, Bolivia y Trinidad y Tobago, lo que le permite continuar con la incorporación de recursos. En Rusia se realizaron dos descubrimientos que, según los cálculos del Ministerio de Recursos Naturales y Medio Ambiente de la Federación Rusa, añadirán a Repsol unos 240 millones de barriles de recursos recuperables.

En el Golfo de México estadounidense destaca el descubrimiento León, ubicado en aguas ultraprofundas y que presenta un almacén neto de petróleo de buena calidad de más de 150 metros de espesor. A este hallazgo se suma un segundo pozo de evaluación en Buckskin, a 50 kilómetros de León, que también ha resultado positivo.

En Brasil, durante el año 2014 Repsol aprobó el desarrollo de uno de los grandes proyectos de exploración en aguas del presal, el campo Lapa, que se prevé que inice la producción el próximo año.
Adicionalmente, se ha iniciado la Fase III del proyecto de gas de Margarita Huacaya, en Bolivia, que permitirá incrementar hasta su producción hasta los 18 millones de metros cúbicos de gas al día a partir de enero de 2016. Este proyecto incluye la explotación del mayor pozo productivo de gas de la cuenca Subandina, perforado y operado por Repsol.
DOWNSTREAM: REFINO ENTRE LOS MÁS EFICIENTES DE EUROPA

El negocio de Downstream aumentó su resultado un 111% hasta los 1.012 millones de euros (calculado en base a la valoración de los inventarios a coste de reposición (CCS)), fundamentalmente por el favorable comportamiento de los márgenes de Refino y Química, impulsados por las medidas de su Plan de Competitividad, así como por los mayores volúmenes comercializados y el incremento de los márgenes de gas en Norteamérica.

Acciones con más potencial según el consenso de mercado
Acciones del Ibex 35 con más potencial según el consenso de mercado. 5 de ellas con más de un 20% de potencial.

Los resultados del downstream siguen demostrando la calidad de los activos del Grupo, más aún tras la puesta en marcha de los grandes proyectos de inversión acometidos en Cartagena y Bilbao, que mantienen a Repsol en posiciones de liderazgo frente a sus competidores europeos en términos de margen integrado de Refino y Marketing. En este sentido, el margen de refino alcanzó 4,1 dólares por barril, frente a los 3,3 dólares por barril del ejercicio anterior.

En el negocio de Gas & Power, el mayor volumen comercializado en Norteamérica, junto con la contención y reducción de gastos, impulsaron un 44% el resultado de las operaciones durante el ejercicio hasta alcanzar los 269 millones de euros.


FORTALEZA FINANCIERA
Al cierre del ejercicio, la deuda del Grupo se situó en su mínimo histórico, 1.935 millones de euros que, junto con una liquidez acumulada de 9.844 millones de euros, ha ofrecido a la compañía una posición privilegiada para afrontar una nueva etapa de crecimiento.

La situación financiera de Repsol se vio reforzada por la exitosa gestión de la recuperación del valor de YPF, tanto en el acuerdo de compensación como en la posterior monetización de los activos recibidos hasta la obtención de 5.000 millones de dólares.

Tras esta operación Repsol distribuyó entre sus accionistas un dividendo extraordinario de 1 euro por acción, que sumado al ordinario, por un importe aproximado de otro euro por acción, supuso un rendimiento del 12,6%, la mayor rentabilidad por dividendo entre las grandes empresas del sector en Europa. La rentabilidad total, incluyendo el comportamiento de la acción, también fue la más alta entre las ocho grandes empresas de petróleo y gas integradas de Europa.

La compañía ha reiterado su intención de continuar con su política de scrip dividend como fórmula de remuneración a los accionistas.

ADQUISICIÓN DE TALISMAN ENERGY

La fortaleza de los negocios y de la situación financiera del grupo Repsol permitió realizar en diciembre de 2014 una oferta de compra por la petrolera canadiense Talisman Energy por un valor de 8.300 millones de dólares, más la deuda. La operación ha sido aprobada unánimemente por el Consejo de Administración de Repsol y de Talisman y posteriormente aceptada de forma abrumadora (99%) por la Junta General de Accionistas de Talisman celebrada la pasada semana.

La operación de adquisición de Talisman Energy transformará a Repsol en un grupo más grande, más equilibrado desde el punto de vista de composición y localización geográfica de sus acivos y con un mejor desarrollo futuro. El Grupo resultante se situará entre los más grandes del mundo, será más competitivo, incrementará su diversificación geográfica e incorporará activos que servirán de plataforma de creación de valor futuro.
Norteamérica se convertirá en una región clave para la nueva compañía, al concentrar el 58% del capital empleado en el área de Upstream. Por su parte, Latinoamérica reducirá su peso en el Upstream hasta el 22% del capital empleado, frente al 50% actual.

Tras la aprobación de la operación por la Junta General de Accionistas de Talisman el pasado 18 de febrero, Repsol espera obtener los permisos y autorizaciones regulatorias necesarios para cerrar la transacción durante el segundo trimestre de 2015.
Pincha aquí para obtener más información sobre la operación de Talisman Energy

Este documento no constituye una oferta o invitación para adquirir o suscribir acciones de Repsol, de acuerdo con lo
establecido en la Ley 24/1988, de 28 de julio, del Mercado de Valores y en su normativa de desarrollo. Asimismo, este
documento no constituye una oferta de compra, de venta o de canje ni una solicitud de una oferta de compra, de venta o de
canje de títulos valores en ninguna otra jurisdicción.
Este documento contiene información y afirmaciones o declaraciones que constituyen estimaciones o proyecciones de futuro
sobre Repsol. Dichas estimaciones o proyecciones pueden incluir declaraciones sobre planes, objetivos y expectativas
actuales, incluyendo declaraciones en relación con tendencias que afecten a la situación financiera de Repsol, ratios
financieros, resultados operativos, negocios, estrategia, concentración geográfica, volúmenes de producción y reservas, gastos
de capital, ahorros de costes, inversiones y políticas de dividendos. Dichas estimaciones o proyecciones pueden incluir también
asunciones sobre futuras condiciones de tipo económico o de cualquier otro tipo, tales como los futuros precios del crudo u
otros precios, márgenes de refino o marketing y tipos de cambio. Las estimaciones o proyecciones de futuro se identifican
generalmente por el uso de términos como “espera”, “anticipa”, “pronostica”, “cree”, “estima”, “aprecia” y expresiones similares.
Dichas declaraciones no constituyen garantías de un futuro cumplimiento, precios, márgenes, tipos de cambio o de cualquier
otro suceso, y se encuentran sujetas a riesgos significativos, incertidumbres, cambios y otros factores que pueden estar fuera
del control de Repsol o que pueden ser difíciles de prever. Entre tales riesgos e incertidumbres están aquellos factores y
circunstancias identificadas en las comunicaciones y los documentos registrados por Repsol y sus filiales en la Comisión
Nacional del Mercado de Valores en España, en la Comisión Nacional de Valores en Argentina, en la Securities and Exchange
Commission de los Estados Unidos de América y en el resto de autoridades supervisoras de los mercados en los que se
negocian los valores emitidos por Repsol y/o sus filiales.
Salvo en la medida que lo requiera la ley aplicable, Repsol no asume ninguna obligación -aun cuando se publiquen nuevos
datos o se produzcan nuevos hechos- de informar públicamente de la actualización o revisión de estas manifestaciones de
futuro.
La información incluida en este documento no ha sido verificada ni revisada por los auditores externos de Repsol.

Taller de Planificación Patrimonial.

El departamento de análisis de Estrategias de Inversión ha desarrollado el Taller Práctico de Gestión Patrimonial, en el que aprenderemos a gestionar nuestro patrimonio en función a los objetivos de futuro. El taller es gratuito para Suscriptores Premium. ¡

¡No te lo pierdas! Apuntate aquí 

Estrategias de Inversión es un medio independiente, que no pertenece a ningún grupo editorial, solo buscamos ofrecer información y análisis independiente para los inversores. ¡Ayudanos suscribiendote y beneficiate de todo este contenido exclusivo para inversores!

Ayudanos a seguir mejorando y  suscribete a Estrategias de Inversión, por menos de 5 euros al mes.