El primer semestre de 2016 mantiene la mejora de la rentabilidad de la actividad de la compañía. Con un nivel de ventas similar, tanto en volumen como en ingresos, al alcanzado en el 1er semestre del ejercicio anterior (171,7 millones en el primer semestre 2016 frente a 173,0 millones de euros en mismo semestre del año anterior), el EBITDA mejora un 30,5%, hasta alcanzar en el semestre los 11,08 millones de euros (8,49 millones  en 2015)

Manteniendo el foco en la rentabilidad de las ventas, Natra cerró el primer semestre de 2016 con unas ventas muy similares a las obtenidas en el mismo periodo del ejercicio anterior. Respecto al EBITDA, éste presenta una mejora del 30,5% alcanzando los 11,08 millones de euros  frente a los 8,49 millones   del mismo periodo del ejercicio anterior, como consecuencia de la reducción de costes acometida por el Grupo. En términos acumulados, las ventas ascienden a 171,7 millones, lo que supone una disminución del 0,76% respecto al mismo periodo del ejercicio anterior.

En términos de volumen, las toneladas vendidas se incrementan en el 2,5%. Este incremento se genera en la división industrial. La división de consumo presenta una disminución de sus ventas del 6,2%, alcanzando los 110,45 millones  de euros en el primer semestre de 2016 frente a los 117,72 millones   del mismo periodo del ejercicio anterior. El volumen de toneladas vendidas disminuye un 1,8% respecto al primer semestre de 2015. En relación a los mercados donde la división comercializa sus productos EMEA, APAC y América presentan disminuciones de sus cifras de ventas en un 3,3%, un 0,5% y un 28,5%, respectivamente. En cuanto a productos de la división, las cremas untables y barritas presentan una disminución acumulada en ventas durante el primer semestre de 2016 del 1,5% y 1,6%, respectivamente, respecto al mismo periodo del año anterior. Mientras que las tabletas ven disminuidas sus ventas en un 15,6%.

 La división industrial ha mostrado un comportamiento sólido durante el primer semestre con un crecimiento en ventas del 10,8% (8,7% en toneladas vendidas), alcanzando la cifra de 61,23 millones  frente a los 55,27 millones de euros del mismo periodo del ejercicio anterior. Cabe destacar el incremento en ventas experimentado en APAC del 61,4% y del 16,0% en EMEA en el primer semestre de 2016 respecto al mismo periodo del ejercicio anterior, lo que demuestra la buena evolución del negocio en estos mercados. Por su parte en América, tal y como sucede en la división de consumo se ha producido una disminución de ventas del 17,0%.

En el primer semestre del ejercicio 2015, tras la fusión con Laboratorio Reig Jofre, S.A. a cierre del ejercicio 2014, dicha sociedad asociada aportó 0,91 millones  al resultado consolidado, que se encontraban registrados en el apartado “Resultado de Entidades Valoradas por el Método de la Participación”. Dicha participación, se encuentra actualmente contabilizada como activo financiero disponible para la venta, por haber salido del perímetro de consolidación en agosto de 2015.

Por este motivo, durante el primer semestre del 2016, las variaciones en el valor de la participación, se encuentran recogidas en patrimonio. 

Resultado neto consolidado

A cierre del primer semestre de 2016, el resultado consolidado de Natra se situó en -2,9 millones de euros frente a los -6,6 millones alcanzados en el mismo periodo del ejercicio anterior. Esta mejora de 3,7 millones viene originada  fundamentalmente por el incremento del EBITDA. Adicionalmente se ha producido una disminución de las amortizaciones y un menor gasto por impuesto de sociedades en las sociedades belgas. Si no se considerara el efecto del resultado positivo de la consolidación de la participación de Laboratorio Reig Jofre, que en el primer trimestre de 2015 ascendió a 0,90 M€, la mejora del resultado neto hubiera sido de 4,6 M€.

A 30 de junio de 2016 y 2015 la deuda financiera neta de Natra se situó en 145,75 millones y 163,60 millones, respectivamente. Esta disminución de 17,86 millones, viene originada por la contabilización de la operación de reestructuración, por la generación de caja del negocio y por el efecto de la contabilización de la emisión de obligaciones ejecutada durante el primer trimestre del 2016.