Tras los atentados en París, los activos de renta fija soberanos se beneficiarán del desplazamiento a estos activos seguros en detrimento de los de mayor riesgo, como son las bolsas. 

No pensamos, sin embargo, que esto vaya a tener un efecto duradero y, por lo tanto, que tenga implicaciones en la decisión de subida de tipos de la FED, que parece se está configurando para diciembre. Las actas de la FED que se publicarán este próximo miércoles y las del BCE el jueves serán ilustrativas de esta situación.

Esta semana tenemos datos como la inflación en Europa o el ZEW de Alemania y pocas referencias relevantes esta semana. Lo más lógico es que aerolíneas y turismo sean los sectores más penalizados pero no esperamos que la cosa vaya a más.

Declaraciones a Radio Intereconomia