IBERDROLA ha adjudicado a siete empresas el suministro de un millón de contadores con capacidad de telegestión que le servirán para seguir avanzando en el desarrollo de sus proyectos de redes inteligentes en España.

Esta adjudicación se suma a otras que ha llevado a cabo la Compañía en los últimos dos años para implantar esta nueva tecnología de distribución en nuestro país y cuyo importe global es de 300 millones de euros.

Las empresas que en esta ocasión se han hecho con contratos de IBERDROLA para proveer dichos equipos son ZIV, Landis&GYR, Sagemcom, Sogecam, Orbis, Elster y GE.

Tras haber finalizado con éxito la primera fase del proyecto STAR (Sistema de Telegestión y Automatización de Red), en Castellón, que ha supuesto el cambio de 100.000 contadores, IBERDROLA ha comenzado a extender este despliegue en todas las comunidades donde tiene red de distribución de electricidad.

En el País Vasco, destaca la iniciativa que desarrolla con el Gobierno Vasco, a través del Ente Vasco de la Energía (EVE), y que se ubica en la provincia de Vizcaya. Este proyecto conlleva la adaptación de más de 1.100 centros de transformación y la renovación de alrededor de 230.000 contadores.

Otro proyecto relevante es el PRICE, en el que la Empresa participa junto a otros socios y que supone la instalación de unos 200.000 contadores inteligentes -100.000 por parte de IBERDROLA- y la modificación de 1.600 centros de transformación en el madrileño Corredor del Henares y Guadalajara.

Asimismo, IBERDROLA avanza progresivamente en esta transformación y modernización de su red de distribución de energía eléctrica en otras regiones, como Murcia, Extremadura, Castilla-La Mancha o la Comunidad Valenciana.

Esta iniciativa, que culminará en el año 2018, supondrá una inversión global en España de alrededor de 2.000 millones de euros, que servirá para sustituir 10,3 millones de contadores tradicionales por los nuevos equipos inteligentes y adaptar unos 80.000 centros de transformación, a los que se les incorporará capacidades de telegestión, supervisión y automatización.

Además de las iniciativas que lleva a cabo en nuestro país, IBERDROLA está a punto de culminar sus primeros proyectos de redes inteligentes en Estados Unidos, donde ha instalado más de 550.000 equipos de medición inteligentes en Maine, y Escocia, donde se beneficiarán 30.000 clientes de Glasgow.

Ventajas de las nuevas redes inteligentes

Entre las principales ventajas de las redes inteligentes destacan la integración de generación distribuida, la posibilidad de implantar masivamente el vehículo eléctrico y la mejora en la eficiencia del consumo eléctrico. En este último apartado, permitirán la prestación de servicios a distancia, como la lectura en tiempo real, la tramitación de las altas o bajas de los contratos o la modificación de la potencia contratada.

Además, la Compañía podrá supervisar lo que está ocurriendo en la red eléctrica y detectar cualquier tipo de anomalía: si la tensión es o no correcta, si la potencia está equilibrada o si hay pérdidas. Esta información permitirá que la energía circule de manera más eficiente y mejore la calidad del suministro, al disminuir las incidencias y la duración de las mismas. 

Necesitamos tu colaboración más que nunca

Si eres seguidor de Estrategias de Inversión y te resultan atractivos nuestros análisis, informes y herramientas, hoy es el momento de beneficiarte de nuestros contenidos Premium y ayudarnos a seguir siendo independientes.

La emergencia del coronavirus ha ocasionado un lógico desplome sin precedentes de la publicidad y es importante que sigamos siendo independientes para ofrecerte los análisis y herramientas que miren por ti.
 

Suscríbete ahora y  tienes 15 días para probarlo. Podrás cancelarlo sin ningún tipo de compromiso en caso de que no se ajuste a tus expectativas.

Hoy más que nunca, es el momento de apoyar los servicios que utilizas habitualmente

Quiero Colaborar