El mercado viene con ligeras subidas. No es la primera vez que el S&P intenta romper el nivel de los 2.000 puntos en futuros pero seguimos muy cautos, prudentes, porque hay poco volumen. Desde el viernes hasta ayer se han publicado datos muy positivos. 


Mario Draghi podría actuar. El mercado descuenta por un lado, se descarta que no tome decisiones peor se parte del hecho de que algo se anunciará, aunque no se ponga sobre la mesa nuevas medidas sí se adelantará qué hará a final de año. El BCE es un experto en manejar expectativas con lo que creeremos que tendremos más transparencia sobre la compra de ABS o nuevas medidas de liquidez, más que tomar medidas.

El euro se ha depreciado frente al dólar. Le viene bien a Europa pero depreciaciones del 10% son 3-4 puntos en crecimiento, que no es tanto. El euro es un indicador de atractivo financiero, no creo que el BCE esté dispuesto a sacrificar todo esto por términos competitivos Si el euro rompe los 1.30 estaremos ante una caída libre de la moneda.
EEUU la economía crece con mucha fuerza e incluso Reino Unido. Es un factor de confianza por un lado pero poner encima de la mesa cuál es el margen para comenzar a mover los tipos de interés.

Somos optimistas con los índices a corto plazo. Hay algunos economistas que esperan que el SP rompa al alza, nos quedamos con la opinión de rango pero esperaríamos una corrección del 5-6% en el mercado americano. Nos gusta mucho Asia, el Banco de Japón tomará decisiones de expansión monetaria.

Declaraciones a Radio intereconomia