MADRID, 19 AGO. (Bolsamania.com/BMS) .- Brasil se ha convertido en el principal mercado para la actividad de fabricación y operación de parque eólicos de Acciona.Acciona tiene seis contratos en vigor en Brasil, uno de los principales países en la inversión en energías alternativas. El último de estos acuerdos se alcanzó el pasado mes de junio con la empresa Atlantic Energías Renovables para el montaje y puesta a punto de 51 aerogeneradores.
Este último acuerdo prevé la generación de 153 MW en el campo eólico de Santa Vitória do Palomar, en Río Grande do Sul. Para la producción de energía se emplearán las turbinas más grandes de las que ofrece Acciona. Además, la firma española se encargará del mantenimiento de esta infraestructura durante los próximos 15 años.
El rotor de estas máquinas alcanza los 125 metros de diámetro y se encuentra sobre una plataforma de 120 metros de altura, según ha informado el rotativo Cinco Días.
UN TOTAL DE 666MW CONTRATADOS EN BRASIL
Especial Megatendencias de Inversión
El nuevo orden internacional vira hacia las megatendencias empresariales y de inversión. Descubre el futuro para los inversores.

Gracias a la firma de este último tratado, Acciona ha vendido en Brasil la mitad de la energía que ha generado desde 2013.
En total, Acciona cuenta en Brasil con una cartera de 666 MW gracias a las 222 máquinas instaladas. Además, esta cantidad podría sumarse un nuevo encargo de cerca de 170 MW en los próximos meses.
Leer más:
- Acciona aumenta sus ganancias un 42,9% gracias a la venta de activos

Las bolsas se la juegan.

El Rally de fin de año y rotación de sectores , las bolsas se la juegan en Diciembre y Enero.

El FMI prevé un rebote del crecimiento mundial del 5,2% en 2021 y del 4,2% para 2022. Según sus estimaciones, el PIB de las economías avanzadas se elevaría un 3,9% el próximo año y un 2,9% en 2022 y, dentro de éste, la zona euro repuntaría un 5,2% y un 3,1% en línea con lo que haría EEUU. No se puede prever con exactitud si los crecimientos del próximo año rondarán estas cifras, pero traerán consecuencias.

Los movimientos corporativos, la evolución de las divisas y las politicas de los bancos centrales moverán y mucho los mercados, ya que los inversores institucionales van a rotar carteras hacia sectores con más potencial y menos riesgo.

Descúbrelo aquí