Un juez de Estados Unidos ha revocado una sentencia contra Microsoft, que incluía un pago récord de 1.500 millones de dólares a Alcatel-Lucent, al considerar que no violó patentes de tecnología MP3 del fabricante de equipos de telecomunicaciones. Microsoft considera esta decisión como una victoria para otras compañías tecnológicas.
Un jurado federal de San Diego ha anulado el veredicto de un jurado que ordenaba a Microsoft pagar a Alcatel-Lucent 1.500 millones de dólares por infringir patentes de la empresa francesa. El abogado de Microsoft, Brad Smith, ha señalado que esta "decisión es una victoria para los consumidores de música digital y un triunfo para el sentido común en el sistema de patentes". El proceso, que terminó en la corte distrital de la ciudad de San Diego (sur de California), se centró en la tecnología de audio MP3 que utiliza el programa Windows Media Player de Microsoft. Alcatel-Lucent alegó que la tecnología usada para codificar y decodificar los archivos de audio digitales en el Media Player infringían dos de sus patentes. Sin embargo, Microsoft alegó que pagó a la empresa Fraunhofer-Gesellschaft, con sede en Munich, 16 millones de dólares para usar legalmente la tecnología de MP3 en disputa. El jurado estadounidense dictimana ahora que el gigante estadounidense no infringió una patente y que Fraunhofer-Gesellschaft debería unirse a la demanda de Alcatel-Lucent para que resultara válida.