UBS sube el precio objetivo de BBVA a 8,5 euros desde 7 euros y de Santander a 7 euros desde 5,5 euros para reflejar el aumento de los ingresos por la fortaleza de los mercados de renta variable y menores costes de financiación. También la banca mediana se ve favorecida y aumenta el precio objetivo de Banco Popular a 6 euros, Banco Sabadell a 4 euros y  Bankinter a 5,5 euros, con lo que busca plasmar "los beneficios procedentes de una curva de rentabilidad pronunciada" y la reciente relajación del sistema de provisiones. UBS mantiene su recomendación de vender en los cinco bancos.