El mercado está esperando algún tipo de declaración, para saber cuándo se producirá el cambio de sesgo de política monetaria en Europa o si Estados Unidos podrá seguir subiendo tipos en lo que queda de año, según resaltan los analistas de Bankinter y Renta 4

Bajo el punto de vista de los analistas de Bankinter, la reunión en Jackson Hole de banqueros centrales (desde el jueves 24 al sábado 26) toma especial relevancia  después de la información filtrada de Draghi (de su intención de no realizar declaraciones), la información que transcienda esperamos que sea escasa y/o muy controlada.

En este entorno, la entidad considera que las siguientes citas de mercado relevantes serán:

- El 7 de septiembre, con la reunión del Banco Central Europeo (BCE). Los analistas de Bankinter subrayan que pesar de que Draghi dijo que esperaría a otoño para modificar el balance, esta reunión podría ofrecer buenas pistas sobre los siguientes movimientos del BCE. Las compras de activos deberán ser modificadas de cara al 2018, ya que se está llegando al límite máximo de compras en algunos países como Alemania y Portugal (33% de la deuda emitida). "Independientemente de la evolución de la inflación en la Eurozona parece que deberíamos ver alguna modificación de la política monetaria", consideran.

- Los días 19-20 de septiembre, la Reserva Federal de EEUU (Fed)  mantiene una reunión con perspectivas macro y rueda de prensa de Yellen. "Nos podría arrojar pistas sobre si la siguiente subida de tipos se producirá en 2017, tal y como se anunció en anteriores reuniones", consideran desde Bankinter.

En la misma línea, desde Renta 4 consideran que esta semana será de escaso volumen, como suele ser habitual en el mes de agosto, con la reunión de bancos centrales de Jackson Hole y las escasas citas macro como referencia como principales protagonistas.

Asísmismo, en lo que respecta a Jackson Hole, estos analistas también resaltan que, según diversas fuentes, Draghi no va a cambiar el sesgo de su política monetaria en la reunión, tal y como se estaba especulando, aunque consideran que habrá que estar pendientes a cualquier comentario adicional respecto al euro, especialmente tras la publicación de las actas del BCE donde se mostraba preocupación por la fortaleza del mismo.

Sobre la moneda comunitaria, Renta 4 hace hincapié en que la publicación de las Actas del BCE (correspondientes a la reunión del 20 de julio), ponen de manifiesto la preocupación del banco por la fortaleza del euro.

En dichas actas, la institución hacía referencia a la evolución reciente de la economía europea, donde la aceleración del crecimiento no está teniendo un impacto sustancial en la inflación.

Por ello, los analistas de la firma estarán pendientes de la publicación de las expectativas de inflación, que se darán a conocer en septiembre. También afirmó que la recuperación es sólida, con riesgos decrecientes y cada vez menos dependiente de estímulos monetarios.

Renta 4 recuerda que la previsión es  que en otoño conozcamos la fecha para el inicio de la retirada de estímulos.