Telefónica obtuvo un beneficio neto atribuible de 2.439 millones de euros en los nueve primeros meses de 2017, lo que supone un 9,6% más que los 2.225 millones de euros que ganó en el mismo periodo del año anterior.

Según ha informado Telefónica a través de un hecho relevante a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), los ingresos se situaron entre enero y septiembre en los 38.846 millones de euros, lo que representa un incremento del 1,4% en términos reportados.

Por su parte, el beneficio bruto antes de amortizaciones (Oibda) en los nueve primeros meses del año se situó en los 12.274 millones de euros, un 2,9% más en términos reportado y un 3,8% más en términos orgánicos, mientras que el beneficio operativo (Oi) fue de 5.143 millones de euros, un 7,1% más en términos reportados y un 11,2% más en términos orgánicos.

 En el tercer trimestre del año, Telefónica obtuvo un beneficio neto de 839 millones de euros, un 14,7% menos que los 983 millones  del tercer trimestre de 2016.

El beneficio neto por acción se incrementó hasta los 0,44 euros, un 8,7% más. En el tercer trimestre, el BPA fue de 0,15 euros, con un beneficio de 839 millones.

 

 

El presidente ejectuvi de Telefónica, José María Álvarez-Pallete ha afirmado que “los resultados del tercer trimestre reflejan la sólida ejecución de las principales prioridades estratégicas establecidas para el año. Así, nuestro crecimiento orgánico es consistente y sostenible, destacando la mejora de la tasa de crecimiento de los ingresos y el aumento del OIBDA a pesar del impacto negativo de la nueva regulación en Europa”.

Asimismo, ha señalado que “la transformación sigue siendo clave y el foco en digitalización en distintas áreas operativas de la compañía contribuye a aumentar nuestra diferenciación y ser más eficientes y nos permitirá alcanzar una nueva forma de relacionarnos con nuestros clientes a través de la inteligencia cognitiva, al tiempo que mejoramos la asignación de recursos”.

Por último, ha asegurado que Telefónica sigue reforzando su posición de balance, “con un avance claro en el desapalancamiento de la compañía gracias a una generación de caja creciente”.