Standard & Poor's Ratings Services rebajó el viernes las calificaciones crediticias de MBIA Inc. (MBI) y de algunas de sus filiales, lo que refleja las preocupaciones en torno a disputas legales asociadas con la reestructuración de la aseguradora de bonos y las proyecciones de mayores pérdidas. MBIA fue demandada por varios bancos debido a su plan de reestructuración, anunciado en febrero. La firma planea seperar la división que garantiza deuda municipal estadounidense en una entidad independiente, lo que la aislará de las actividades, de mayor riesgo, de seguros de valores más complejos.  Varios bancos que poseen acciones o notas de MBIA han demandado a la empresa, debido a que -según afirman- la división representa una liquidación de activos y una estafa a los inversionistas.  S&P recortó en un peldaño a "BB" la calificación crediticia de contrapartida de MBIA y en otro peldaño a "BBB" la calificación de su filial operativa clave.