La compañía que fuera líder de juegos online ha reducido de forma considerable su plantilla.

SOE ha cerrado tres estudios de desarrollo de producto y ha recortado en 200 su número de empleados de un total de 700, ante el incremento del número de plataformas de juegos, tales como el iPhone y Facebook.

Los estudios de Denver, Seattle y Tucson serán cerrados. Los analistas no se han sorprendido al conocer la noticia. “Sony no está haciendo dinero y necesitan cortar por donde pueden” ha comentado Michael Pachter de Wedbush Securities a Bloomberg. “Me llevé una sorpresa al enterarme que SOE tenía 700 empleados antes del día de hoy”.

“Esta decisión estratégica no tendrá ningún impacto sobre los proyectos de Sony Online Entertainment” ha dicho la compañía en un comunicado. Sony cae un 1,61% en la Bolsa de Nueva York. Sus acciones valen 31,75 dólares a escasos minutos de que cierre Wall Street.